Tu eres el visitante No.

jueves, 3 de agosto de 2017

Gran lanzamiento de Cine – Enramada de Saberes en el Cabo de La Vela

Foto de Cortesía compartida por
La Red de Comunicaciones del Pueblo Wayuu

Este próximo sábado 5 de Agosto de 2017, desde las 6 de la tarde en el Corregimiento del Cabo de La Vela en el Municipio de Uribia – La Guajira, se estará haciendo el lanzamiento oficial de La Primera Cine – Enramada de Saberes del Pueblo Wayuu, la cual se encuentra ubicada en La Ranchería Utta.

Este espacio ha sido pensado con el objetivo de promover y diversificar espacios culturales que permitan visibilizar diferentes trabajos audiovisuales producidos por realizadores wayuu en primera instancia, así como también videos y películas producidas por alijunas con temáticas wayuu, con el propósito de generar reflexiones con base a los saberes del Pueblo Wayuu.

De la mano con el Fondo Emprender que promueve el SENA, el Hospedaje y Restaurante – Ranchería Utta, logra la construcción de este espacio, el cual se encuentra equipado con un sofisticado sistema de sonido y de proyección, los cuales se encuentran dentro de una enramada que conserva la arquitectura propia del sector, dando de esta manera identidad al propósito para la cual ha sido pensada, convirtiéndose además, en un epicentro en el que a través del cine se permite compartir con el Pueblo Wayuu, turistas y público en general, una selecta variedad de producciones audiovisuales que estarán siendo compartidas para el debate y tejido de pensamientos concientes con respecto a los valores culturales de este pueblo indígena.

Para dicho lanzamiento se han invitado 3 realizadores Wayuu, como lo son: Elizabeth Pirela - Realizadora Audiovisual y Docente Universitaria, Miguel Iván Ramírez – Comunicador Indígena y Comunitario, Director de Notiwayuu y Leiqui Uriana – Cineasta Wayuu, quienes durante alrededor de 2 horas estarán compartiendo no solo sus producciones, sino que también compartiran la experiencia con los asistentes acerca de la importancia de que los pueblos indígenas del mundo se vean representados en pantallas comunitarias de este tipo.

A partir de dicho lanzamiento, esta Cine Enramada de Saberes queda en disposición del público en general no solo para proyección de cine, sino que también cuenta con la capacidad suficiente para ser tenida en cuenta como centro de convenciones en el que se puede realizar todo tipo de eventos, tales como: encuentros, foros, conversatorios y de más programas acorde a sus necesidades, lo cual frente al imponente azul del cielo y el mar, se convierten en el lugar ideal para dejar fluir la imaginación. 

martes, 25 de julio de 2017

Lo que la naturaleza nos da el gobierno nos lo quita

Fotografía de Ángel González

Ramona tiene las tetas secas y ni gota de leche produce para alimentar a su bebé de pocos meses, no tiene nada que ofrecerle porque al igual que su hija también padece  hambre. No está lo suficientemente tranquila como para reflexionar acerca del por qué ella, su hija y su comunidad en general están abocadas a tan precaria situación, inmersos en un territorio bendecido con riquezas naturales de todo tipo. Carbón, gas, petróleo y viento raudo que no cesa de soplar capaz de mover molinos inmensos que producen energía, tanto en tan poco terreno. Por lo visto la riqueza del territorio Wayuu es la maldición de su cultura y pervivencia.

La mujer indígena de rostro surcado por profundas cicatrices no conoce el significado de la palabra corrupción porque en su lengua indígena no existe (tampoco existían los corruptos, al menos hasta que el alijuna con su corazón infecto de ambición arribó a las comunidades contaminando a muchos líderes que se han prestado a ese juego), desconoce así mismo los escándalos de malversación de fondos que ha llevado a la cárcel y a la picota a los últimos cinco gobernadores de su departamento. Ramona no sabe que en el segundo semestre del año pasado el detrimento patrimonial en su departamento ascendió a 19.868 millones de pesos… con tan solo algunos pocos habría solucionado la hambruna en su ranchería. Ignora de igual manera que según el Gobierno Nacional se han invertido más de cinco mil millones para solucionar la hambruna de más de mil doscientos niños diagnosticados con desnutrición severa y crónica.

Ella no tiene ni la más mínima idea que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos instó al gobierno colombiano a adoptar medidas urgentes para atender la desnutrición de los niños Wayuu y especialmente en los municipios de Uribia, Manaure, Riohacha y Maicao. En vista que no maneja las redes sociales (tan solo manipula y con destreza envidiable las agujas e hilos con los que teje mochilas) no supo que la Corte Constitucional conminó al gobierno a "diseñar, coordinar y ejecutar un plan eficiente y eficaz que dé solución integral y definitiva a las dificultades de desnutrición, salud y falta de acceso al agua potable y salubre de los niños y niñas Wayuu"

Ahora, tal vez es mejor que no se dé por enterada de ninguna de esas ordenanzas y dictámenes porque, de haberlo sabido, a la hambruna e inanición de su hija le habría sumado la frustración al ver que la orden dada al ministerio del Medio Ambiente de "prevenir el riesgo ecológico de la desaparición de las fuentes hídricas de esa región para proveer el acceso al agua potable" se quedó en papeles al igual que la misión encomendada al Ministerio de Agricultura de desarrollar planes agropecuarios con los cuales se mejore y facilite el acceso de alimentos al pueblo indígena de La Guajira. Y ni qué decir del desoído mandato a la presidencia expedido por el mismo tribunal respecto a entregar mes a mes y a un tribunal local un reporte referido a las acciones desplegadas.

Ramona no sabe nada de eso y tal vez es mejor que lo desconozca. Tan solo sabe que la solidaridad entre el Wayuu está vigente y por eso acudió de urgencia a los suyos, a sus parientes y consanguíneos que sin cortapisas, ni papeles, ni nada a cambio le darían su brazo. Y entonces fue pronto a la ranchería de la señora Elba, no quería que su hija muriera de hambre ni que se sumara a la lista de cincuenta y seis niños (la cifra varía según la conveniencia de la fuente que la cite) fallecidos por desnutrición en lo corrido de 2016, cifra que supera en 19 casos a los registrados el año 2015.

Ramona no es suspicaz porque su malicia indígena fue consumida por su cuerpo hambriento, siendo así y entonces no tuvo la picardía suficiente para discernir y reflexionar acerca del ¿por qué hasta ahora el gobierno se preocupa por la situación del Wayuu cuando de tiempo atrás se venía presentando?... algunos hilan fino y dicen que obedece ello a que las multinacionales allí presentes (como El Cerrejón con gran incidencia en los gobiernos regionales) se pueden beneficiar al encarnar buena parte de la solución con la Responsabilidad Social que las asiste.

Caminó con la pequeña a cuestas que no paraba el berrinche, tan famélica estaba que su llanto no precipitaba lágrima alguna, si no tendría ayuda oficial al menos tendría un nombre que pondría en su lápida en caso de morir y por eso la llamó Carolina. Pronto llegó a la casa de su pariente en donde fue escuchada, alimentada y comprendida, así, sin papeleos, sin galimatías ni enredos fue recibida. Hoy han pasado tres años desde aquel entonces, la niña le fue arrebatada de las manos de la muerte, del desprecio oficial, de la corrupción regional, de los atropellos de las empresas que espantaron los peces, alejaron los animales, contaminaron las pocas fuentes de agua y acorralaron al indígena en la miseria. Ahora la niña come sin parar como queriendo olvidar por siempre aquellos días duros de insomnio y dolor.

Ramona no sabe quién es Cristina Plazas Michelsen (directora del ICBF), desconoce quién es Luis Gilberto Murillo (minambiente) y Aurelio Iragorri (minagricultura), tan solo sabe que fue abandonada y despreciada por el estado colombiano y por las instituciones responsables de hacer algo frente a su difícil situación, sabe ahora que lo único que tiene el Wayuu es a su familia, la solidaridad entre hermanos y el apego a la cultura.

Carolina corre feliz por las playas del Cabo de La Vela - Jepira.

La historia no contada de Maicao


Si nos construimos  sobre mentiras y/o verdades a medias tendremos una mala interpretación del presente y en consecuencia una errada proyección del futuro. La historia oficial que se inculca en los colegios, que se repite en los libros y que se ofrece a propios y extraños dice que “Maicao es un municipio de Colombia en el departamento de La Guajira fundado el 27 de junio de 1927, por el Coronel Rodolfo Morales y Tomás Cúrvelo Iguarán, quienes pertenecían al personal destacado allí por el Resguardo de Rentas del Magdalena” – si bien es cierto que estos personajes efectivamente hicieron presencia en dicho territorio, esta versión cojea a la hora de ser fiel con la población antes de pensarle ser municipio.

La Unidad Investigativa de Notiwayuu quiso ahondar en las historia de Maicao, en las comisuras de los recuerdos y en la memoria oral de los mayores buscando dilucidar lo que no se ha dicho, lo que se ha callado y ocultado. Nos encontramos con el señor Manuel Palacio Tiller, abogado, historiador y sabio maicaero que a sus adentrados años de la vida, tiene fresco los recuerdos como si ayer hubiesen acontecido. Habla pausado, seguro, se detiene tan solo para ordenar las ideas y no vacila en callar a quien ose interrumpirlo. Bajo un árbol de Aliita – Totumo, la palabra fluyó, las imágenes volvieron, la historia se cuestionó.

“Aquí no hubo fundación sino poblamiento, el primero es un concepto de oficialidad que nace de España, es un concepto jurídico mientras que el segundo es la aglomeración natural de un grupo de personas o colectivos que se unen hasta formar un poblado. Cuando llegó el alijuna esta región ya estaba poblada, de hecho las primeras familias que acá llegaron fueron por tres asuntos: guerras claniles que eran luchas por el territorio y que ocasionaron desplazamientos, el verano como segunda causa y finalmente por hechos externos como la Guerra de Los Mil Días y la Primera Guerra Mundial, la sumatoria de estos tres factores llevó a que lo que hoy corresponde al municipio de Maicao fuese siendo poblada de a poco y mucho antes de lo que señalan los libros”

“Estas zonas ribereñas eran los sitios que los indios ricos dominaban, eran fértiles y colindaban con las fuentes de agua, desde aquí se dominaban los puertos para el tráfico de carne tasajo, quesos y perlas. Los Wayuu de aquel entonces hicieron pactos con ingleses, holandeses y franceses que llegaron en el siglo XVI al XVIII, llevaban y traían mercancía por lo que fueron los promotores del contrabando,  las islas menores del Caribe demandaban carne proveniente del Valle de Upar, a cambio recibían los Wayuu ron, la otomana, telas, armas de fuego y agua en barriles de caucho que bebían los indios ricos. Eran cerca de catorce rancherías de las cuales Maicao se convierte en epicentro.  Acá no entraba nadie a menos que fuese familia o familiar de los aliados de los indios ricos dueños de la zona, no es como dice la historia que llegaron los “fundadores” a su antojo”.

“Con el Fenómeno del Niño se acrecienta el verano y especialmente entre 1905-1906 que se sumó al verano cíclico, el coletazo se extendió hasta 1910 obligando a la gente de la Alta Guajira a desplazarse acercándose a las sabanas de Anou cercanas a Maicao. “Cuando termina la Guerra de Los Mil Días llegaron muchos desarraigados al departamento. En 1914 estalla la guerra mundial, los barcos europeos fueron bloqueados por los Estados Unidos al igual que todo el Gran Caribe, los puertos Wayuu quedaron igualmente aislados, sin agua para beber y muriendo de sed, varios clanes y especialmente venezolanos pidieron permiso a los indios que dominaban este territorio por lo que de a poco se siguió poblando la región, hay que recordar que la familiaridad Wayuu no solo es por carne o sangre, también por territorio de tal forma que quienes arribaron fueron considerados familia”.

De seguro si la historia fuese contada con fidelidad podríamos hacer otra interpretación de la realidad actual, de otra manera podríamos asumir los problemas y con otros argumentos haríamos frente a las adversidades que nos aquejan: corrupción, fraccionamiento social, violencia, hambre, minería, liderazgos cuestionados. En la medida en que llegaban indígenas tanto del lado venezolano como del colombiano y por los asuntos arriba mencionados, Maicao comienza a erigirse como epicentro, “esas cosas no se pueden negar, esa es la historia, detrás de las familias que arribaron venían sus familiares, los primeros que entraron fue con la aquiescencia de los que acá estaban. De a poco se fueron mezclando los miembros de los diferentes clanes, unos con otros, aquí mandaban los indios ricos que eran los que tenían los animales, todo el personal alijuna que aquí llego y que eran desplazados del hambre se ubicaban alrededor de las rancherías formando favelas pequeñas, así nace Maicao”–afirma el mayor.

Diez años después mandan a un coronel liberal de la Guerra de los Mil Días a cobrar impuestos porque ahora se fabricaba ron en La Guajira, “La historia que nos dicen se refiere a Rodolfo Morales, Guarda de Rentas, como el fundador de Maicao cuando la historia es la que le estoy contando. Al asentir sobre esa historia hay una aceptación cultural errada del presente”. Dicen que la historia la escribe quien gana la guerra, para el caso guajiro muchos autores, historiadores y sabedores nativos desmienten las versiones oficiales por incompletas y amañadas, si queremos saber el “Hacia Dónde Vamos” necesitamos saber el “De Dónde Venimos”  so pena de terminar viviendo una mentira que tarde que temprano se caerá por su propio peso.


El Tío Manuel no solo es un estudioso sino un consumado escritor que espera publicar pronto la versión oficial sobre el poblamiento de Maicao, hasta tanto seguiremos viviendo una verdad a medias de la cual todo los maicaeros hemos sido parte. La historia deberá ser reescrita, las verdades reconsideradas.

lunes, 24 de julio de 2017

Fuerza de Mujeres Wayuu nominada al Premio Nacional de Derechos Humanos


Desde hace 12 años en el marco de la oleada paramilitar  que hizo presencia en La Guajira y en Territorio Wayuu, alrededor de 10 mujeres emprendieron una lucha por visibilizar las muertes, los desplazamientos y desapariciones de sus familiares, así como también la vulneración de los derechos de las mujeres que eran sometidas a todo tipo delitos más, hoy recobra toda su fortaleza logrando ser nominadas como Experiencia Colectiva en Derechos Humanos, postulación que hace CINEP y que es otorgado por Diakonia, con el apoyo de Suecia.

Las acciones de esta organización, si bien nacen por situaciones coyunturales al inicio de la década de los años 2000, despertaron la inquietud de estas mujeres que de a poco fueron identificando que la problemática en el departamento era de mayor profundidad, para lo cual se hizo necesario engrandecer el espíritu de lucha por justicia de cara a los impactos sociales y ambientales ocasionados por las multinacionales, la corrupción y el abandono estatal, arrojando como resultado mujeres fortalecidas con alianzas a nivel nacional e internacional, para formarse en Derecho Internacional Humanitario, Derecho de Los Pueblos Indígenas, Convenio 169 de La OIT, Resolución 1325 de Naciones Unidas, CEDAW y otras herramientas más que permitieron el ingreso a más de 50 comunidades Wayuu, para establecer alianzas de mujeres a nivel regional y nacional, hacer acompañamiento a comunidades para visibilizar y denunciar diferentes atropellos y formar cerca de 300 personas en estas instancias, argumentos que hoy se convierten en parte de la carta de presentación que les hace acreedoras a dicha nominación.

Angélica Ortiz, lideresa de La Fuerza, para referirse a este reconocimiento, recalca: - “Este no es un reconocimiento que pertenece a una organización, es el reflejo del sentir de mujeres indígenas que a diario se debaten dentro del territorio sufriendo los atropellos y la indiferencia, para lo cual se despierta el coraje que hoy nos tiene de pie exigiendo los derechos que como mujeres hemos logrado obtener a lo largo de la historia para la defensa de nuestros territorios y nuestra gente”, siendo esta la posición que invita a seguir tejiendo palabras que armonicen criterios, alianzas y posturas que convergen para como ellas mismas lo dicen: -“…ir tejiendo de a poco para el futuro, un mundo más justo que el que nos tocó vivir”.


A esto hay que sumarle qué la época de pos acuerdos que vive el país, se convierte en un escenario idóneo para continuar sosteniendo esta lucha, para lo cual solo resta el esperar que el próximo 8 de septiembre de 2017, las decisiones por parte del equipo evaluador tengan en cuenta el esfuerzo que desde territorio, el Movimiento Organizativo de La Fuerza de Mujeres Wayuu han parido.

viernes, 21 de julio de 2017

Los liderazgos que hacen falta en La Guajira


Hay crisis de liderazgo en el mundo y eso no se puede ocultar. Independiente del modelo económico, del país, continente, primer o tercer mundo, aquí, allá y más allá la humanidad asiste perpleja al  surgimiento de personajes extremos que han llevado el descontento social a márgenes peligrosos e inéditos. Líderes intolerantes, xenófobos, identitarios, homófobos y corruptos están al orden del día en la prensa internacional:  Trump en USA, Le Pen en Francia, Lannone en Italia, Soini en Finlandia, Petry en Alemania, Macri en Argentina, Erdogan en Turquía y muchos otros cercanos y vecinos ponen de manifiesto que los pueblos tienen los líderes que merecen. Colombia no es ajena a esta situación, líderes populistas cegados por el poder a cualquier precio mantienen enajenado al pueblo que, inmerso en su pequeño problema cotidiano, constituye el perfecto aliado de la manipuladora dirigencia nacional. La Guajira también padece de igual malestar: gobernadores en la cárcel, alcaldes investigados, funcionarios en prisión, la lista es vergonzante.

Notiwayuu quiso ahondar sobre esta crisis de liderazgo que sacude al departamento, acudimos a Ignacio Epinayu a quién, básicamente, le planteamos cuatro interrogantes que nos darán luces sobre el particular.

¿Cómo es un líder original Wayuu?
El liderazgo natural reposa en los alaüla, de ahí deriva la representación de los apüshi en la sociedad wayuu, el principio de autonomía de los clanes próximos radica en que hay una cabeza visible en la sociedad wayuu. El perfil natural del liderazgo es el que se exige para afrontar las diferentes situaciones a las que se enfrentan las familias especialmente los llamados “Kasachikii”, situaciones que obligan a la reciprocidad, solidaridad, unidad entre los miembros de la familia próxima (apüshi). El alüla debe ser una persona centrada, con suficiente preparación de su historia ancestral, hábil negociador, sereno para la toma de decisiones y con autoridad para ejercer la disciplina que permita apaciguar las aguas agitadas del alma rebelde de los jóvenes. Un alaüla sin autoridad y reconocimiento entre su familia, no podría ejercer ese liderazgo.

Haciendo un análisis retrospectivo, ¿qué sucedió en el pasado, qué está sucediendo y que puede llegar a suceder con ese perfil de liderazgo?
Sucedió que ese liderazgo del alaüla fue desconocido de repente por nuevos liderazgo que probablemente menospreciaron o ignoraron su importancia en nuevos escenarios de interlocución, más allá de las fronteras de lo interclanil. Es lo que se ve ahora, jóvenes, profesionales y líderes que al no tener en sus familias estatus de lider para la resolución de problemas interclaniles, negocian a la manera alíjuna lo que ellos creen que es bueno para las comunidades y pretenden legitimarse llevando a los viejos a cuanto evento requiera la presencia de ellos para la foto. Lo anterior nos llevará a una representación superficial que no nace de nuestro sistema normativo, sino del oportunismo de quienes ven caminos para obtener beneficios económicos para si en nombre de las comunidades.
  
¿Qué tipo de líderes tenemos hoy en día?
Líderes que se autoproclaman así mismo como tal, que llevan la biblia o el código bajo el brazo, tienen conocidos y fichas en entidades del gobierno que critican, saben de acciones legales, de los discursos populistas de abandono estatal y demás, que no socializan con sus comunidades porque creen que esa biblia o ese código tienen la verdad absoluta para liberar a “sus wayuu”. A veces los puedes ver en los aeropuertos, sin las mantas que usan en las reuniones con funcionarios del gobierno en Bogotá. Llevan a los viejos a reuniones y cuando le dan la palabra no traducen literalmente lo que ellos expresan sino que acomodan las frases que generen impacto en las negociaciones o en los eventos. Suelen ser egoísta con los demás bajo la errada interpretación de la autonomía de clanes, pero no tiene lío en afirmar públicamente que hablan en nombre del pueblo wayuu o la nación wayuu…a veces es santista, uribista, chavista, pero pocas veces wayuucista.

¿Qué liderazgo necesitamos?
Un liderazgo nuevo debe comenzar por nutrirse del conocimiento ancestral, de la historia ancestral wayuu, ser un intérprete fiel de lo que dicen los abuelos y abuelas, debe tener la capacidad de autocrítica, la capacidad de asociarse con los demás para lograr propósitos comunes. Siempre he dicho que los nuevos líderes deben ser glocales (globales y locales a la vez) se requieren líderes con sensibilidad por la vida y el ambiente antes que por la posición política y económica. Necesitamos líderes que se atrevan a cambiar el statu quo en nuestro territorio, que literalmente deje de cargarle la maleta a políticos de turno a cambio de llevar su mochila con proyectos y buenas acciones para mejorar la vida de todos.

martes, 18 de julio de 2017

El peor año en la historia para personas defensoras de la tierra


Al menos 200 asesinatos en 2016, a medida que la crisis se extiende por todo el planeta.
El asesinato de quienes protestan por la expropiación de tierras involucra a un tercio más de países que en 2015
Para entrevistas a personas defensoras y visitas de campo, por favor contactar a Alice Harrison (aharrison@globalwitness.org +447841 338792). Imágenes de alta calidad y videos de testimonios de India, Colombia y Nicaragua pueden obtenerse en: http://bit.ly/2sEQ1aN
Casi cuatro personas fueron asesinadas cada semana en 2016 por proteger sus tierras, bosques y ríos de las empresas mineras, madereras y agrícolas, reveló hoy un nuevo informe de Global Witness.
Al menos 200 personas fueron asesinadas en 2016, más del doble del número de periodistas (79). La tendencia está creciendo (de 185 en 2015) y se está expandiendo, con asesinatos reportados en 24 países, en comparación con 16 países en 2015. El informe documenta, por ejemplo, que los asesinatos se han triplicado en India, mientras que la brutalidad policial y la represión estatal hacia activistas empeora. América Latina se mantiene como la región más afectada, con el 60% de las muertes.
Como existen limitaciones importantes de acceso a información probablemente el total global sea mucho más alto. Los asesinatos representan el extremo de una serie de tácticas utilizadas para silenciar a las personas defensoras, que incluyen amenazas de muerte, arrestos, agresión sexual, secuestros y ataques legales agresivos.

“Te amenazan para que te calles. No me puedo callar. No puedo permanecer en silencio frente a todo lo que le está pasando a mi gente. Estamos luchando por nuestras tierras, por nuestra agua, por nuestras vidas.” dijo Jakeline Romero a Global Witness.
Jakeline es una lideresa indígena colombiana, que ha enfrentado amenazas e intimidaciones durante años por manifestarse en contra de los impactos devastadores de El Cerrejón, la mina a cielo abierto más grande de América Latina. El proyecto es propiedad de Glencore, BHP Billiton y Anglo-American, empresas que cotizan en la bolsa de Londres, y ha sido señalado como culpable de la escasez de agua y de desplazamientos masivos.i El operador local del proyecto negó haber causado escasez de agua y ha condenado las amenazas sufridas por activistas.
“Estos hallazgos cuentan una historia macabra. La lucha por proteger el planeta se intensifica rápidamente y el costo puede ser cuantificado en vidas humanas. Más personas en más países están quedando sin más opción que plantarse en contra del robo de sus tierras o de la erosión de su medio ambiente. Muy a menudo son brutalmente silenciadas por las élites políticas y empresariales, mientras los inversionistas que las financian no hacen nada”, expresó Ben Leather, encargado de campañas de Global Witness.
Casi el 40% de las personas asesinadas eran indígenas, ya que las tierras que han habitado por generaciones son robadas por empresas, terratenientes o actores estatales. Usualmente los proyectos se imponen a las comunidades sin su consentimiento libre, previo e informado, respaldados por la fuerza, pues se sospecha que la policía y los soldados son autores de, al menos, 43 asesinatos. La protesta suele ser el único recurso que se deja a las comunidades que ejercen su derecho a opinar sobre el uso de sus tierras y recursos naturales, enfrentándolas con quienes buscan obtener beneficios a cualquier costo.
Los hallazgos clave del informe incluyen:
  • La minería es la industria más sangrienta, con al menos 33 asesinatos vinculados al sector. Los asesinatos vinculados a las empresas madereras aumentaron de 15 a 23 en un año, mientras que hubo 23 asesinatos relacionados con proyectos de agronegocios.
  • Brasil se mantiene como el país más mortífero según el número de muertes (49), mientras que Nicaragua (11) es el peor lugar per cápita. Durante la última década, Honduras se mantiene como el lugar más peligroso per cápita (127 desde 2007).
  • Los homicidios registrados alcanzaron un máximo histórico en Colombia (37), ya que las áreas que previamente estaban bajo control guerrillero ahora son observadas con codicia por compañías extractivas y paramilitares. Las comunidades desplazadas que regresan son atacadas por recuperar tierras que les fueron robadas durante el largo conflicto armado que vivió el país.
  • Los asesinatos en India se han triplicado a medida que empeora la brutalidad policial y la represión de protestas pacíficas. En 2016 se registraron 16 asesinatos, en su mayoría vinculados a proyectos mineros.
  • Proteger parques nacionales es más peligroso que nunca, con gran cantidad de guardaparques asesinados en África. En 2016 hubo 9 asesinatos confirmados de guardaparques en la República Democrática del Congo.
  • Una industria minera voraz hace que Filipinas destaque por las muertes en Asia, con 28 asesinatos registrados.
El informe también señala la creciente criminalización de las y los activistas alrededor del mundo, incluyendo Estados Unidos. Suelen ser presentados como criminales, y deben enfrentar cargos penales falsos y agresivos casos civiles, armados por gobiernos y empresas que intentan silenciarlos.
“Los Estados están rompiendo sus propias leyes y fallando a su ciudadanía de la peor manera posible. Valientes activistas están siendo asesinados, atacados y criminalizados por las personas que supuestamente deberían protegerlos. Gobiernos, empresas e inversionistas tienen el deber de garantizar que las comunidades sean consultadas sobre los proyectos que las afectan, que los activistas sean protegidos de la violencia, y que los culpables sean llevados ante la justicia”, dijo Ben Leather.
Para entrevistas e información en inglés, español y francés, por favor contactar a:
  • Ben Leather +44 (0)7841 337 034 bleather@globalwitness.org
  • Billy Kyte +44 (0)7703 671 308 bkyte@globalwitness.org

/TERMINA
i Ver Aljazeera (10 February 2016), ‘Life by Latin America's largest open-pit coal mine’. Disponible en: http://www.aljazeera.com/indepth/features/2016/02/life-latin-america-largest-open-pit-coal-160201114829811.html; El Heraldo (24 July 2014), ‘Indígenas denuncian que hay 18.200 afectados por sequía en La Guajira’. Disponible en: https://www.elheraldo.co/la-guajira/indigenas-denuncian-que-hay-18200-afectados-por-sequia-en-la-guajira-160446 and joint written statement CETIM and AAJ (11 November 2007) ‘Human rights violations committed by transnational corporations in Colombia’. Disponible en: http://www.cetim.ch/human-rights-violations-committed-by-transnational-corporations-in-colombia/

viernes, 7 de julio de 2017

Mi Guajira Unida – La lucha por el Arroyo Bruno sigue



Las cosas parecieran estar dichas en cuanto a la desviación del Arroyo Bruno, sin embargo el lanzamiento del video de la canción Mi Guajira Unida, surge como un manifiesto en el cual a través de la música vallenata, se revive el sentir de protesta ante las arbitrariedades del estado y las multinacionales presentes en La Guajira y su responsabilidad frente a la intervención de los ríos en La Guajira.

“Ven Mi Guajira Unida, párate firme y saca tu casta” – hace parte de la letra en la que el compositor Miguel Iván Ramírez convoca a través de este canto, a toda aquella persona que desprevenidamente desconoce la situación en torno a la empresa carbonífera, la cual a través de sus más de 30 años ha ofrecido un modelo de progreso que contrasta con millares de niños wayuu muertos por hambre y sed, ha desplazado comunidades enteras y desaparecido cerca de 15 fuentes hídricas, lo cual teniendo en cuenta las características semidesérticas del departamento, evidencia su entera responsabilidad ante este tipo de catástrofes sociales y culturales.

El video cuenta la historia de un niño que representa ser el Arroyo Bruno, en el que Dayner Silva Ipuana, hace un recorrido por lugares emblemáticos de cada municipio de La Guajira buscando despertar sentido de pertenencia por parte de la indiferencia de la sociedad en general, la cual está llamada a referirse frente a estas problemáticas.

El video lanzado a través de las redes sociales, se logra bajo la complicidad de diversas amistades que convergen en este proyecto para declarar el rechazo rotundo antes estas nefastas intervenciones por parte del estado y las empresas, en el que por ejemplo iniciativas y organizaciones como La Fuerza de Mujeres Wayuu, Amistades de La Guajira residentes en Suiza, Iniciativa de Mujeres – Wayunkerra, Organización Yanama, Fundación Wayaakua, La Red y Escuela de Comunicaciones del Pueblo Wayuu y el Grupo de Jovenes de La Comunidad de La Gran Parada, además de los artistas Maicaeros Hinton Sarmiento y Sneider Iguarán, dicen presente como gesto de unidad para decirle las cosas de frente a las injusticias cometidas en Territorio Wayuu.

La invitación es abierta entonces para que a partir de las 5 de la tarde de este viernes 7 de Julio de 2017, La Guajira entera encuentre como pretexto el Lanzamiento de esta canción y su videoclip, para manifestarse en contra de todo lo que consideren aqueja el departamento, en el que el Hash Tag que surge del título de la canción #MiGuajiraUnida, inunde las redes sociales para decirle al mundo que en Territorio Wayuu Colombo Venezolano, “El Agua es Nuestra, NO de las multinacionales".


martes, 4 de julio de 2017

Saqueo de gandola cargada de cajas CLAP en Municipio Guajira

Por, Lismari Machado - Wayuu Uliana
Red de Comunicaciones del Pueblo Wayuu

Una gandola cargada con cajas CLAP (Comité Local de Abastecimiento y Producción) que transitaba en horas del mediodía por los Filuos, fue saqueada por un grupo de personas desconocidas en la zona, quienes se bajaron de un camión 350 con un tubo que atravesaron al camión. Así mismo personas que pasaban en el momento, choferes, buhoneros, carretilleros aprovecharon de manera violenta con hachas y machetes destrozando la loneta que cubría las cajas, las cuales entre empujones, gritos tensión  y zozobra, se llevaban de a dos y tres en moto o pie, algunos otro en carro.

A pesar de la presencia de diez efectivos policiales  de Poliguajira en el lugar de los hechos, no hicieron absolutamente nada, solo tomaban fotografías, así como una patrulla del CICPC (Cuerpo de Investigaciones Científicas y Criminalísticas).

El saqueo que duró aproximadamente unos veinte minutos, aglomeró unas 300 personas, de fuente extraoficial se pudo conocer que se  hizo el llamado inmediato a los militares de la FANB (Fuerza Armada Nacional Bolivariana), pero no acudieron al lugar. Es importante destacar que el Cuartel de la Trece Brigada de Infantería Paraguaipoa, queda a tan solo unos cinco minutos. Residentes del sector comentaban desconcertados: - ¿Dónde quedó, aquello que juramentaron alguna vez resguardar y velar por el orden público como derecho y seguridad bajo respeto al ciudadano?

La gandola cargada de cajas CLAP contenía en cada caja: Cinco pastas, cinco enlatados de atún, dos litros de aceites, tres paquetes de harina, tres kg. De arroz, dos Kg. De leche en polvo, dos caraotas, un sobre de mayonesa y un sobre de salsa de tomate.

Lamentablemente en los Filuos reina la delincuencia, inseguridad, la extorsión o como dicen por ahí “el matraqueo”. Cada quien tiene el monopolio de la razón. Notablemente llega mucha gente para rebuscarse la vida proveniente de diferentes lugares como Maracaibo, San Francisco, Mara, Jesús Enrique Losada y Machiques de Perijá aunado a eso “las malas mañas”. A diario transitan miles y miles de personas por la Troncal del Caribe que llevan desde las chatarras habidas y por haber, plásticos y gasolina hasta Colombia, al ver esta caravana de “La gallina de oro” eso si lo ven muy bien los efectivos militares y policiales, eso si lo velan de día y de noche; pero el orden y resguardo de la ciudadanía parece ser que lo dejaron en el olvido. Cito la parada de las toyotas, carros por puestos y camionetas “Chirrincheras” que van hacia Maicao, ellos mismos tomaron la decisión de hacer parada en la vía obstaculizando el paso fluido de los carros que circulan esa carretera, teniendo el  Terminal de autobuses y carros a la vuelta de la esquina.


¿Será que esto es el indicio de una muerte anunciada? - Es triste ver este tipo de actos vandálicos en nuestra Guajira, se ve se siente la ingobernabilidad y  la falta de sentido de pertinencia por estas tierras de quienes tienen la responsabilidad y la batuta en su mano de poder hacer y construir un Guajira mejor.

lunes, 19 de junio de 2017

Lanzamiento de obra literaria Ale’eya por Ramón Paz Ipuana en Paraguaipoa


Con autenticidad se realizó el lanzamiento de la Obra literaria Ale’eya Cosmovisión Wayuu Relatos Sagrados y Ale’eya Conceptos y descripciones de la Cultura Wayuu del Escritor Ramón Paz Ipuana.

Por: Lismari Machado - Wayuu Uliana
Red Comunicaciones del Pueblo Wayuu

“Leer Paz Ipuana en estos tiempos es hablar de nosotros mismos, leer Paz Ipuana es como la señora que él dice , la anciana que sentada cuenta a las generaciones lo que ella ha vivido y esto es lo que Ramón Paz se ha convertido, todo aquel que viene a leer esta obra va aprender como han vivido nuestros antepasados. Leer Paz Ipuana es sentir el llanto de amor de Ule’epala todas las noches, leer Paz Ipuana es poder viajar a través del mar acompañado de las estrellas, leer esta obra es ir a conocer los dominios de Juya, leer esta obra es encontrarse con los Amajachii  (Los guardianes de los dominios de Juya ) leer esta obra es divertirse, reírse con las diferentes aventuras de los mellizos transformadores, leer esta obra es como tener ante los ojos,la belleza de la madre de los mellizos transformadores , es como tener a los viejos lluvias, los ancianos lluvias como dice Ramòn Paz Ipuana es tener a lluvia Patünain’ jana, es tener a lluvia O’umaala, es tener a lluvia Shemiriyuu, es tener al lluvia más antiguo de todos los lluvias, es tener a Manüliwai al frente , leer esta obra es tener como se educa a una mujer wayuu, leer esta obra es como conversar con la tinaja que guarda los restos de nuestros antepasados y por tener todo ese conocimiento en Colombia dentro de la Asociación Wayuu Alaülayu, este libro es el fundamento filosófico, antropológico, psicológico, y pedagógico para la creación del sistema educativo que la Asociación Wayuu Alaülayu  está proponiendo en el departamento de la Guajira”, así invitó con fervor y pasión Rafael Mercado Epieyu Lingüista e investigador de esta obra de Ramón Paz Ipuana.

Este gran maestro, escritor dejó textos manuscritos y a maquina, Rafael Mercado (Investigador) bajo la orientación de Neima, Neida, Mayui y Esmeralda hijas de Paz Ipuana organizaron los textos, se sumergieron en lo más profundo del alma del escritor, sus letras. Esta obra que no es una invención literaria, sino que se encuentra en la oralidad y está  plasmada en la escritura, consultado con los ancianos sobre la historia de Julamia, Ala’lai, Waleker, origen de las tribus wayuu, los sembrados de Lijoontaa.

El lanzamiento de esta gran obra se realizó en Paraguaipoa el día 16 de junio de 2017 en horas de la mañana en la Casa de la Cultura Prof. Albino González, la cual dio inicio con el Himno Nacional de la República Bolivariana de Venezuela y de la República de Colombia en wayuunaiki, contó con la presencia de  la primera autoridad del Municipio Dr. Heberth Chacón, Rafael Iguarán, Rafael mercado, Camilo Delgado miembros de la Asociación Wayuu Alaülayu, Esmeralda Paz, Neima Paz, Neida Paz y Jaineris Alvarado hijas  y nieta de Ramón Paz, docentes, estudiantes, gestores culturales y comunicadores de la Guajira.

La importancia de esta obra literaria es valerosa y grandiosa para el pueblo wayuu,  para los niños, niñas y adolescentes ya que aporta un significado del lenguaje y cosmovisión de la filosofía cultural que se fortalece día a día por quienes aún resisten por la pervivencia de nuestra cultura ancestral. Así mismo se dio la donación de los II Tomos de los libros que fueron distribuidos por el fondo Editorial Wayuu Alaülayu a las instituciones U.E Fe y Alegría Ramón Paz Ipuana de Cojoro, a la Casa de la Cultura Prof. Albino González, Escuela de Comunicaciones del Pueblo Wayuu y la  Biblioteca Juyou recordando que Paz Ipuana alguna vez soñó con una biblioteca binacional.

Dentro del I tomo habla sobre la cosmovisión  II tomo Conceptos y Descripciones de la cultura wayuu se puede encontrar La Organización Social Wayuu, Rituales y normas de cortesía wayuu, como visten los wayuu, tipos de empalizadas, culinaria wayuu, lluvia según el pensamiento wayuu, los cantos wayuu, Wanülü originador de males físicos, y espirituales, medicina tradicional wayuu, Yonna Baile Wayuu, Ceremonia del entierro, modos de enunciar los tiempos en wayuunaiki


Para acceder a los dos tomos quedan en disposición en las oficinas de la Asociación Wayuu Alaülayu en Riohacha.

miércoles, 14 de junio de 2017

Docentes bloquean troncal del caribe exigiendo inicio de clases

Por, Yelver Florez Camargo
Escuela de Comunicaciones Wayuu

La vía que conduce de Maicao a Riohacha conocida como La Troncal del Caribe, amaneció bloqueda por un grupo de docentes que se encuentran ubicados a la altura del Colegio Elion Pineda.

Federico Pacheco, docente de Etica y Valores en el Internado de Aremasahin comenta: "...el bloqueo se genera para exigir los derechos de educación para los niños, los cuales han visto pasar 6 meses sin recibir la primera clase del año", de la misma manera complementa haciendo un llamado a los entes del estado para que se pronuncien lo mas pronto posible frente a la firma de los contratos que permiten iniciar cuanto antes las actividades.

martes, 30 de mayo de 2017

Denuncia pública de difamación a lideresa de Fuerza de Mujeres Wayuu

COMUNICADO A LA OPINIÓN PUBLICA
FUERZA DE MUJERES WAYUU / SUTSUIN JIYEYU WAYUU
Mayo 30 de 20017
La Asociación y movimiento Fuerza de mujeres wayuu / Sutsuin Jiyeyu Wayuu, una vez más denunciamos y  rechazamos todos señalamientos y persecución a cada uno y una de sus  integrantes, en este caso a la Lideresa Jakelin Romero Epieyu del Resguardo Wayuu  de Zahino al Sur de La Guajira, quien desde años atrás  ha venido recibiendo amenazas de muerte al igual que una de sus hijas. A esto se le suma que desde el día  25 de Mayo de 2017 ha tenido que padecer  acusaciones que están circulando en algunas redes sociales, donde se le señala de: “Desfalco a comunidades wayuu”. Situación que no solo viola la dignidad de esta lideresa sino de toda su familia al pretender estas clases de acusaciones a dañar su buen nombre y desprestigiar su trabajo comunitario y de lucha por los derechos de los pueblo indígenas.
Es de destacar que años atrás la Fuerza de Mujeres Wayuu ha venido denunciando situaciones de este tipo, las cuales se le conoce como “delito informático” donde no solo han buscado desprestigiar  la imagen de sus integrantes sino también de la misma organización, pero  hasta el momento no hemos contado con alguna respuesta de las autoridades competentes.

La Fuerza de Mujeres Wayuu se ha destacado desde hace más de 10 años por su trabajo de visibilización, denuncia, acompañamiento a comunidades e incidencia a nivel local, nacional e internacional en todo lo relacionado con la situación del pueblo indígena wayuu y sus demandas, en especial en todo lo relacionado con el tema de género, donde Jakeline Romero Epieyu ha ejercido un trabajo importante para la garantía de los derechos de las mujeres; contando durante esta experiencia con el respaldo de organizaciones nacionales e internacionales de derechos humanos  que han creído y creen en el trabajo de la asociación y sus integrantes. Es por ello que hoy vemos en este tipo de situaciones una vez más el motivo para seguir en nuestra lucha y unirnos para afrontar cada señalamiento, amenaza y acusación en contra de sus integrantes y la asociación. Y sobre todo el  exigir nuevamente a la entidades competentes (Fiscalía, Ministerio del interior, Defensoría del pueblo, Consejería de la presidencia para los DDHH, entre otras) su acción en este caso porque en la actualidad son mucho los casos de estigmatización, persecución y asesinato a líderes y lideresas de DDHH en Colombia en estos tiempo de paz.


Nos mantendremos en constante alerta sobre la situación de riesgo que vive la compañera y hermana Jakeline Romero Epieyuu y en general de todo los integrantes de la Fuerza de mujeres Wayuu por  su lucha en pro de la garantía de los derechos del pueblo indígena wayuu y de la mujeres en particular.



sábado, 6 de mayo de 2017

Tercera edición de Notiwayuu impreso - Mensaje del Director


Wala’üle’era waa’in, wachajaa waneepia tü shiimaa’inkat, je ai wapüla tü woumainkat

SENSATEZ, VERDAD Y AMOR POR NUESTRA TIERRA

Mensaje del director:

Hemos repletado el espíritu de sensatez, verdad y amor por nuestra tierra, hoy hemos querido colocar frente a sus ojos no una revista sino un espejo; queremos que este tejido de letras –antes que un compendio de papeles con arengas - sea un mensaje de reflexión para la vida. Ya el tiempo nos agarró, ya la crisis llegó, ya el mundo cambió y nuestra conciencia está llamada a transformarse, por respeto y responsabilidad, no solo con los legados heredados sino también con las futuras generaciones.

Estos últimos tres años no han sido nada fáciles para La Guajira colombo-venezolana, para el Territorio Wayuu y la gente que vive en todo el corredor fronterizo. Venezuela atraviesa una catástrofe en múltiples sentidos que repercuten en  impactos políticos, económicos y sociales. Colombia y el departamento de la Guajira (sumergido en una época de ingobernabilidad) se ha venido sacudiendo de sus dirigentes corruptos y ambiciones que mantienen tenso el panorama.

El Pueblo Wayuu inmerso en ambos ambientes y silenciosamente sometido a uno y otro impacto, recobra en pleno siglo XXI su instinto nómada en el que con incertidumbre recorre el territorio “buscando agua para saciar la sed”…sed de un empleo, de una ocupación, sed por recuperar la tierra, sed por alimentarse, sed por reencontrarse con su familia, sed de hallarse a sí mismo; en tal búsqueda se debate de manera permanente entre el desarraigo cultural, la pérdida de valores y el hambre que ha cobrado la vida de centenares de niñas y niños. Juya, que para el Wayuu es el Señor de la Lluvia, se ha desplegado a otras latitudes dejando de fecundar la tierra, los animales famélicos, la población en ascuas; nuestros ríos han sido vaciados y ahora desviados como el Arroyo Bruno por parte del Cerrejón.

En esta encrucijada el papel que juegan los medios de comunicación es el de perseguir estas realidades para visibilizarlas, sin embargo la inmediatez, el facilismo y el trato sensacionalista  atiza la situación con titulares de muerte y sequía. Así como en el pasado los medios tradicionales nos acostumbraron a las masacres paramilitares y guerrilleras, hoy nos enajenan con noticias descontextualizadas, sin rigor investigativo y superficialidad en sus informes lo que significa nutrir la hambrienta e insaciable indiferencia. Ante un cambiante y confuso panorama mundial plagado de verdades a medias, con rancherías repletas de tragedias e inmersos en crisis de liderazgo, afloran propuestas, resplandecen razones y surgen reflexiones que conllevan a visionar que SÍ tiene sentido seguir  adelante.

En medio de estas energías cruzadas llega la Tercera Edición de Notiwayuu Impreso, revista que en las dos ediciones anteriores ha venido evidenciando la realidad Wayuu que hoy nos sofoca. Esta vez huele a la fresca Flor de Manzanilla que siembran los Wayuu del Socuy, dibujos de niños de La Comunidad La Gran Parada, Cuentos de Docentes desplazadas por la necedad e incertidumbre  sembrada por el gobierno venezolano; a lo largo de sus páginas escudriñaremos en la historia, en los sueños, inconvenientes, injusticias y anhelos del Pueblo Wayuu, todo ello enmarcado en la voz reflexiva de nuestros mayores. Ponemos en sus manos y ante sus ojos esta publicación que registra hechos históricos a los cuales se remonta la actual crisis que afrontamos. No pretendemos nada distinto a hacer un aporte que permita transformar conciencias para el futuro.


Le damos la bienvenida a leer ésta, su historia.

Miguel Iván Ramírez Boscán
Director - Notiwayuu
___________________________________________________________________________

Nota: Para adquirir un ejemplar de la Tercera Edición de Notiwayuu - Impreso se hará por medio de trueque, para lo cual se estará recibiendo una bolsa con 3 bolas de hilo y a cambio se dará a cambio 2 ejemplares. Los hilos recogidos se entregarán a comunidades del corredor turístico del Cabo de La Vela, esto con el fin de brindarles herramientas de trabajo y de esta manera poder contra restar los altos indices de mendicidad en el sector.

martes, 21 de marzo de 2017

Corazones y Cámaras Wayuu que retrataron a Maicao

Fotografía de David Hernández Palmar

Ojos bien atentos, corazones expectantes, celulares y cámaras, retrataron Maicao luego de 3 días de trabajo, finalizando en La Ranchería de Campamento en el Municipio de Maicao, el Taller de Fotografía que La Escuela de Comunicaciones del Pueblo Wayuu propuso como actividad para dar inicio a su trabajo del presente año.

Comercio de chivos y venta de asado en el Mercadito Guajiro, Medicas Tradicionales, venta de chirrinchi, de carbón y carritos tinteros de los Senú, fueron algunos de los temas retratados por los 30 jóvenes que presenciaron el taller, eventualidad que se promovió gracias al apoyo de FESCOL - Comunicaciones con las propuestas presentadas por La Escuela de Comunicaciones del Pueblo Wayuu para dar inicio a sus actividades durante el 2017.

Dentro de las anecdotas recogidas en esta experiencia sobre actividades wayuu en el área urbana de Maicao, son diversas las reflexiones que quedan; "nuestra gente está prevenida y no confía ni en el mismo hermano wayuu, llegar a tomarles fotos fué casi imposible en muchos casos" - "definitivamente es importante retratar cada actividad que hacemos como indígenas, de otra manera pasará desapercibida nuestra importancia dentro de esta sociedad", estos planteamientos surgieron en el momento de socializar la experiencia en terreno, en medio de la entrega de un importante registro fotográfico que se aspira convertir en una exposisión en La Casa de La Cultura de Maicao, recinto que abrió sus puertas para esta experiencia que empieza a replicarse por todo el Territorio Wayuu.

jueves, 23 de febrero de 2017

Conformada comisión de salvaguarda del sistema normativo wayuu


Por, Olimpia Palmar / Red de Comunicación Wayuu

Gestores culturales, docentes, comunicadores, abogados, sabedores,  artesanas, cultoras, jóvenes han recibido el llamado de los Putchipüto palabreros, para conformar la comisión de salvaguarda del sistema normativo wayuu,  que debe socializar la petición de la declaratoria de este sistema como patrimonio cultural  inmaterial de la humanidad ante la Unesco.

Wolfang Fernández, activador del ministerio de cultura en la Municipio Guajira  declaró   que éste equipo  multidisciplinario de la comunidad wayuu trabaran en este tema con las orientación del ministerio de la cultura y con los Putchipüt “esta comisión de salvaguarda del sistema normativo wayuu,  es el ente responsable de  recopilar toda la información necesaria para lograr la declaratoria, son profesionales , sabedores y conocedores de la transmisión de saberes que comprende el sistema y han sido convocados por los palabreros” afirmó el activador cultural.

La petición de la declaratoria la lidera la Organización Autónoma de Putchipüt de la Guajira Utta y la Organización Indígena del Territorio Wayuu OITEWA y será ejecutada a través de esta recién nombrada comisión de salvaguarda del sistema normativo wayuu.

Lenin Alfonzo González, Putchipüt, explicó que “es una iniciativa de la sociedad wayuu, y lo que queremos es elevar nuestro sistema normativo wayuu  como patrimonio cultural inmaterial para poder salvaguardarlo, protegerlo y promover su  transmisión de generación a generación desde el territorio venezolano”.

La Organización Autónoma de Putchipüt de la Guajira Utta, realiza un censo para determinar la cantidad de  Putchipüt que hay del lado venezolano y garantizar su participación en este proceso de la construcción del plan de salvaguarda del sistema normativo wayuu.


La comisión de salvaguarda del sistema normativo wayuu, presentará y socializará  la petición de la declaratoria  el  viernes 3 de marzo, en una mesa ampliadacon la presencia del viceministro de cultura de Identidad y Diversidad Cultural, Benito Irady.  “Estamos convocando a toda la población wayuu a participar de este conversatorio porque es allí donde  socializaremos y argumentaremos nuestra propuestacolectiva”  refirió el Putchipüt.

domingo, 12 de febrero de 2017

Ipotchiru, propuesta de autonomía para Comunidades Wayuu



"...al interior de las grandes ciudades del país deben entender que la crisis que afronta el Pueblo Wayuu, no se soluciona con mercados ni botellas de agua, a las comunidades hay que brindarles oportunidades de desarrollar sus vidas de manera autónoma" 

Ipotchiru, palabra que en idioma Wayuunaiki se interpreta como "lugar de buen barro", representa el inicio de un proceso de fortalecimiento de la danza, juegos tradicionales, música y relatos wayuu, donde la niñez de esta comunidad que lleva el mismo nombre, busca dar un ejemplo de emprendimiento y sostenibilidad para contra restar situaciones criticas de mendicidad y desnutrición en el corredor turístico del corregimiento de Jepira - Cabo de La Vela, en La Guajira Colombiana.

"El Cabo de La Vela es el principal destino turístico del departamento; Kamaichi - Pilón de Azúcar, Lojo'u - Ojo de Agua y el Faro son los emblematicos atractivos de nuestro territorio, a los cuales debemos articular nuestras expresiones y valores culturales para generar respeto y conciencia desde un turismo etnico y de inmersión" - esto contextualiza Mileydis Polanco Comunicadora Indígena habitante de la comunidad, que de la mano del dinamismo de un grupo de trabajo, visionan en el emprendimiento una alternativa que permita el desarrollo sostenible de las comunidades; -"...al interior de las grandes ciudades del país deben entender que la crisis que afronta el Pueblo Wayuu, no se soluciona con mercados ni botellas de agua, a las comunidades hay que brindarles oportunidades de desarrollar sus vidas de manera autónoma" - complementa Mileydis.

Incomindios, organización Suiza que apoya esta propuesta en la que participan integrantes de La Escuela de Comunicaciones del Pueblo Wayuu, con acompañamiento de La Fuerza de Mujeres Wayuu, haciendo posible un intercambio de experiencias culturales con el joven Comunicador Luis Fuenmayor, asi como también La Escuela de Formación Cultural - Aleejira Wakuaipa y La Fundación Sembrando Paz, con quienes se comparten conicimiento con un semillero de 22 niños entre los 3 y 14 años de edad, donde también participan padres de familia y lideres con quienes se está trabajando para que el turista en el momento de llegar al Cabo de La Vela, pueda sostener un encuentro directo con expresiones culturales wayuu y de esta manera aportar a la transformación de la critica actualidad social que afrontan.

"El turismo es un enemigo silencioso que de no saberlo manejar, puede acabar con nuestra cultura; es por esto que nos estamos soñando esta propuesta, para brindarle a estas familias una opción de trabajo que repercuta al interior de nuestras rancherías en apoyo a la salud, la educación y la autonomía", - menciona Elida Sanchez Ginnu, lideresa de Ipotchiru.

El equipo que hace acompañamiento por parte de La Escuela de Comunicaciones del Pueblo Wayuu, invita a estar pendientes del Seriado Audiovisual - on line, que se estará lanzando a través de las redes sociales, en él se podra aprecia a detalle cada una de las experiencias que vienen haciendo posible esta propuesta.

viernes, 10 de febrero de 2017

Consulta para desviación de Arroyo Bruno inició con un "acelere"



De acuerdo al fallo emitido por la Sección Cuarta del Contencioso Administrativo del Consejo de estado, en la que se hizo solicitud de suspención de actividades y licencias emitidas para la desviación del Arroyo Bruno en el Departamento de La Guajira en un plazo maximo de 30 días, el dia de ayer 9 de febrero de 2017 se dieron cita en La Comunidad de La Horqueta el Ministerio del Interior, Ministerio de Medio Ambiente y Desarrollo Sostenible, Autoridad Nacional de Licencias Ambientales, Corpoguajira y Carbones del Cerrejón Limited en calidad de responsables para rendir cuentas claras sobre procesos adecuados de consulta previa, reunión que fue acompañada por La Fuerza de Mujeres Wayuu y Comité Civico por La Defensa de La Guajira.

De acuerdo a los anfitriones y acompañantes, en el ambiente se generó la sensación de estar procediendo con un proceso de "consulta express", refiriendose a que tanto ministerios, corporaciones y la multinacional Cerrejón expusieron el proyecto de manera ligera y sobre la base de ya haber intervenido social y ambientalmente la zona, para lo cual a pesar de los desacuerdos y fallos a favor de las comunidades afectadas, se considera que en gran parte "el daño está hecho", siendo esta una realidad sonre la cual deben responder, ademas de ceder para entender que el tema requiere de mayor profundidad y tiempo.

"... ya en una ocasión nos quitaron el territorio y ahora nos quieren quitar el agua" - con esta voz de preocupación la Autoridad Wayuu Lorenza Pushaina marcó la pauta para que el proceso tomara un nuevo ritmo porque perciben lo que llaman "un acelere", por lo contrario exigen un ritmo a corde a las exigencias de las comunidades afectadas, en este sentido se fijó una reunión interna para el proximo sábado 11 de febrero de 2017, encuentro del cual deben salir posiciones claras y fecha para reunirse de nuevo con los ministerios, corporaciones y empresa, esperando que para la proxima reunión asistan personerias y defensoria del pueblo, quienes estuvieron ausentes..

 
Design by Free WordPress Themes | Bloggerized by Lasantha - Premium Blogger Themes | Justin Bieber, Gold Price in India