Tu eres el visitante No.

martes, 30 de diciembre de 2008

EL DEDO EN LA LLAGA

De las bananeras a las carboneras

 

Por: Hernán Pérez Zapata

 

Se impulsó en la reciente conmemoración de los 80 años de la lucha de los trabajadores y de rechazo a nefasta masacre en las bananeras, propiciar una coincidencia unificada entre la memoria nacional y la memoria histórica, sobre estos acontecimientos cruciales, para comprender mejor el presente y orientar patrióticamente nuestros esfuerzos para que no se repitan hoy y en el futuro, los errores del pasado.


Queda claro para el país y el mundo, en el caso de las bananeras, que las transnacionales (Chiquita Brands, Dole Standard Fruit Co. y Del Monte Corporation) se quedan con el 88.5% del producto bananero.


A los cultivadores nacionales les queda el 9.5% y a los trabajadores el pírrico 2%. Las masacres del Magdalena y Urabá, directamente o por inanición, van paralelas con el cada vez mayor enriquecimiento de las empresas de E.U. y el mayor empobrecimiento de productores y trabajadores nacionales del sector.


Con el libre comercio y la globalización, los pulpos internacionales, quieren que esa distribución del ponqué bananero sea mucho más favorable a sus intereses, Su estrategia neoliberal es propiciar el enfrentamiento entre los productores nacionales y sus trabajadores. Los saqueadores extranjeros, incrementan sus ganancias con el control del mercado mundial, incluido el mercado al detal.


Expanden la producción con créditos a los productores y le compran al que mas barato les venda.


En el caso de las carboneras se presentan enormes similitudes. Unas pocas transnacionales (Drummond, BHP Billinton, PLC AngloAmerican, Glencore y Xstrata) se apoderan de nuestras minas en El Cerrejón, en La Guajira, en la Jagua y en La Loma en el Cesar, entre otras, con el beneplácito del Gobierno para hacer lo mismo que en las bananeras.


Con la desregulación neoliberal, es decir, sin el control del Gobierno Colombiano, reportan exportaciones de 55 millones de toneladas de carbón en el 2006, de 70 millones de toneladas en el 2007 y se aproximan aceleradamente a los 100 millones de toneladas en el 2008.


Dejan unas migajas de regalías que oscilan entre el 5% y el 10%, para un promedio del 9% del valor del saqueo carbonero. Es decir, a las transnacionales de E.U. y Suiza les queda un ponqué del 91%. Mas alto que el 88.5% en el caso de las bananeras.


Prodeco (Glencore) ha dilatado desde 1999, las negociaciones de 5 pliegos de peticiones de los trabajadores agrupados en Sintramienergetica.


A pesar de la aprobación de las conciliaciones por parte de la Corte Suprema de Justicia imponen su Ley de no pago de los aumentos de 2006, 2007 y 2008, de los salarios mas bajos del mundo del riesgoso trabajo en las carboneras.


Los trabajadores de SintraCarbón negocian un pliego petitorio con Carbones de El Cerrejón (BHP Billinton, PLC AngloAmerican y Xstrata) en el cual incluyen sus reivindicaciones, las de miles de trabajadores vinculados con tercerias (como con los trabajadores bananeros y de la caña) y con reclamaciones justas por los perjuicios ambientales a comunidades como las de Tabaquitos, Roche, Chanqleta y Patilla en La Guajira. La dilación sigue el ejemplo de Prodeco, para que sigan intactas o se incrementen sus inmensas ganancias.


Y como si fuera poco, la Drummond, anuncia la continuidad de la superexplotación del gas, con el yacimiento más grande del mundo, encontrado en los huecos que nos quedan del saqueo de los carbones del Cesar.


Todo con el beneplácito del Gobierno y la aplicación anticipada del TLC impuesto por E.U. al Gobierno Colombiano. Para eso es el TLC que el Presidente Uribe y su equipo entreguista de Gobierno quieren con E.U.


Que no se repitan las masacres continuadas de las bananeras en el caso de las carboneras y que el gobierno colombiano acabe con sus políticas de entrega de nuestras riquezas a los pulpos multinacionales del banano y el carbón.

 

28 de diciembre de 2008

 

Tomado de: http://el-informador.com/detopin.php?id=3225

miércoles, 24 de diciembre de 2008

Otro Wayúu asesinado en Maicao por sicarios al servicio de grupos armados ilegales

Por: ADRIANA MATAMOROS INSIGNARES

Alberto Polanco, Wayúu de aproximadamente 50 años de edad y de profesión comerciante, cuando transitaba por las calles del barrio San Martín de Maicao (La Guajira), hacia las 6:30 p.m. del 17 de diciembre de 2008 fue asesinado por hombres desconocidos que se movilizaban en una moto. El certero disparo propinado a quemarropa por quien iba de parrillero, le causó la muerte de manera casi instantánea.

El asesinato del comerciante Wayúu Alberto Polanco ocurre tan sólo unos días después que sicarios dieran muerte al joven Wayúu Miguel Ángel Ospina Boscán en un hecho ocurrido el 9 de diciembre de 2008 en el barrio conocido como "Los Palitos", en la zona periférica de Maicao. El nombre de Miguel Ángel Ospina Boscán aparecía en un panfleto de las autodenominadas "Águilas Negras" donde se anunciaba el inicio de una campaña de "limpieza social".

Estas redes sicariales, responsables de varios de los asesinatos selectivos que se han presentado en Maicao en los últimos meses, de mantener vigente el cobro de las cuotas extorsivas a comerciantes y transportadores a cambio de los supuestos servicios de "protección" y "seguridad" que se les ofrece y de amenazar e intimidar a diversos sectores de la población para usufructuar en su beneficio el temor que su presencia genera, se encuentran articuladas a grupos armados ilegales que tienen su origen en las antiguas "Autodefensas Unidas de Colombia, AUC", los que actualmente están adelantando un complejo proceso de reingeniería detrás del cual estaría alias "Don Mario", quien se viene reclamando como legítimo heredero las autodefensas creadas por el tristemente célebre jefe paramilitar Carlos Castaño.

La utilización cada vez más recurrente de las redes sicariales y de las bandas criminales locales para realizar algunas acciones específicas, hacen parte de una nueva estrategia de los grupos armados ilegales originados en las antiguas AUC que pretenden con ello difuminar su presencia y lograr así que la identificación de las formas que han adquirido sus estructuras para adaptarse a los nuevos contextos, sea mucho más difícil para la fuerza pública.

Tal vez sea por esta razón que para la fuerza pública los múltiples hechos que se han sucedido en Maicao y que han creado una atmósfera de inseguridad y de violencia generalizadas, terminan siendo explicados exclusivamente a partir del accionar de delincuencia organizada, desechando de plano la posibilidad de ver en ese escenario las nuevas dinámicas en que han entrado los grupos armados ilegales originados en las antiguas AUC, que procuran, en la perspectiva de mejorar la rentabilidad de sus negocios ilegales, continuar manteniendo el control sobre sectores particulares de la población, con lo que no queda duda que hay algo más que una motivación meramente delictiva en las acciones que desarrollan.

Riohacha (La Guajira), 23 de diciembre de 2008.

jueves, 18 de diciembre de 2008

En Maicao denuncian asesinato de indígena wayuu cometido aparentemente por las 'Aguilas Negras'

Se le identificó como Miguel Ángel Ospina Boscán, y ocurrió el pasado 9 de diciembre en el barrio Los Palitos de la población fronteriza.

La Alianza Fuerza de Mujeres Wayuu  y el Cabildo Wayuu Noüna de Campamento denunció, por medio de un comunicado, que Ospina Boscán hacía parte de una lista de exterminio que comenzó a circular en este municipio desde octubre pasado, en la que las 'Águilas Negras' amenazan de muerte a 16 personas.

De acuerdo con las organizaciones indígenas, por lo menos tres de los que aparecen en esta lista ya han sido asesinados. 

El cadáver del indígena, de 32 años, miembro de la comunidad Noüma de Campamento, y hermano de una reconocida líder de Maicao, fue hallado con heridas de puñal en distintas partes del cuerpo y con señales de haber sido brutalmente golpeado y torturado, según la denuncia.

Los responsables de este asesinato, según versiones de testigos, fueron alrededor de siete hombres que habrían llegado recientemente a Maicao, procedentes de Córdoba y Urabá, para dedicarse al sicariato.

Estos hombres tendrían la intención de ingresar a la comunidad de Noüma de Campamento para "enviar un mensaje intimidatorio sobre su presencia en el municipio", revelan las primeras investigaciones judiciales. 

Las organizaciones indígenas también alertaron sobre las amenazas que han recibido en sus teléfonos celulares algunas líderes de la Fuerza de Mujeres Wayuu, con el propósito de evitar que continúen denunciando los crímenes cometidos contra su pueblo por los grupos armados ilegales.

Una de estas dirigentes tiene medidas cautelares de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA.

Aunque el Ejército y la Policía niegan que en La Guajira se estén rearmando grupos paramilitares, sí admiten la existencia de bandas criminales integradas por desmovilizados de las Autodefensas que estarían al servicio del narcotráfico. 

"Hay desmovilizados que han venido a delinquir en La Guajira, que se unen con delincuencia común para cometer extorsiones y asesinatos. No se ha determinado que pertenezcan a una banda criminal pero tampoco se descarta. Tienen que ver mucho con los cargamentos de droga que sacan por la Alta Guajira", indicó el comandante de la Policía, coronel Carlos Alberto Suzunaga.

RIOHACHA


Tomado de: http://www.eltiempo.com/colombia/caribe/en-maicao-denuncian-asesinato-de-indigena-wayuu-cometido-aparentemente-por-las-aguilas-negras-_4729352-1

lunes, 15 de diciembre de 2008

Asesinado indígena Wayúu que aparecía en una lista de limpieza social suscrita por las llamadas “Águilas Negras”

En lo que va corrido de este año 2008, al menos quince (15) indígenas Wayúu han sido asesinados o desaparecidos con ocasión de diversas acciones violentas de bajo perfil que vienen realizando grupos armados ilegales postdesmovilización de las “Autodefensas Unidas de Colombia (AUC)”.

Diez (10) de estos casos se han presentado en el municipio fronterizo de Maicao (La Guajira), la mayoría de los cuales han sido realizados bajo una modalidad que bien se podrían denominar como de outsourcing, a través de la cual los grupos armados ilegales postdesmovilización de las “AUC” contratan ciertos servicios y etapas de sus procesos con bandas y redes de sicarios, lo cual de paso les permite encubrir, difuminar y diluir sus estructuras y sus acciones bajo la ambigua fachada de “banda
s criminales”.

Actualmente se tiene conocimiento que en La Guajira se está dando un proceso de reconfiguración y recomposición de los grupos armados ilegales postdesmovilizac
ión de las “AUC” que operan en el departamento, los cuales se han venido articulando alrededor de una estructura mayor que se ha dado en llamar “Autodefensas Gaitanistas de Colombia (AGC)”, detrás de la cual estaría un hombre fuerte y de reconocido poder en las antiguas “AUC”.

Preoc
upa el que este grupo armado ilegal que se reivindica como heredero de las antiguas “AUC”, a la vez que manifiesta su queja por el incumplimiento del Gobierno Nacional de los compromisos adquiridos en el marco del llamado proceso de desmovilización de las “AUC”, exprese que continuará con la lucha contrainsurgente, lo que de conformidad con la experiencia reciente en la región ello se traducirá, indudablemente, en riesgos para la población civil, especialmente del pueblo Wayúu y en violaciones a sus derechos humanos como ya ha venido ocurriendo.

La Corporación Colectivo de Abogados José Alvear Restrepo (CCAJAR), la Alianza Sütsüin
Jiyeyu Wayúu –
Fuerza de Mujeres Wayúu (SJW/FMW) y el Cabildo Wayúu Noüna de Campamento, se permiten poner en conocimiento de la opinión pública local, regional, nacional e internacional, el más reciente caso presentado.

Hechos:


1. En horas de la madrugada del 9 de diciembre de 2008, en el camino que del barrio “Los Palitos”, zona periférica de Maicao, conduce a la comunidad Wayúu Noüna de Campamento, fue
encontrado el cuerpo sin vida del joven Wayúu, Miguel Ángel Ospina Boscán, de 32 años de edad, con evidentes signos de haber sido apuñalado en repetidas ocasiones en diferentes partes del cuerpo, además de haber sido brutalmente golpeado y torturado con tanta sevicia que sus ojos fueron extraídos.

2. Miguel Ángel Ospina Boscán, era miembro de la comunidad Wayúu Noüna de Campamento y hermano de una importante lideresa de Maicao, co
nocida ella sobre todo porque ha venido participando activamente en un proceso organizativo de víctimas Wayúu del conflicto armado agrupados en torno a la exigibilidad de los derechos a la verdad, a la justicia, a la reparación y de garantías de no repetición.

3. Desde octubre de 2008 las llamadas “Águilas Negras”, cuya exist
encia en Maicao y La Guajirao “Los Palitos” y su entorno, área habitada principalmente por Wayúu empobrecidos. “Chichi”, como era familiar y cariñosamente conocido Miguel Ángel Ospina Boscán, aparecía en uno de esos panfletos encabezando la lista de amenazados de muerte. De igual manera, desde las últimas semanas del pasado mes de septiembre han aparecido algunos letreros en los que se advierte el “rearme” paramilitar.

4. Algunas versiones de habitantes de estos barrios periféricos de
Maicao señalan que los asesinos de Miguel Ángel Ospina Boscán fueron alrededor de siete (7) hombres, algunos de los cuales, al parecer, recientemente habrían llegado provenientes de Urabá y Córdoba, para vincularse a bandas y redes sicariales que prestan sus servicios grupos armados ilegales postdesmovilización de las “AUC”.

5. De otro lado, otras versiones indican que al menos tres (3) de los dieciséis (16) nombres de personas que aparecen en la lista de las llamadas “Águilas Negras” ya han sido asesinadas y que los hombres que cometieron el vil asesinato del joven Wayúu tienen la intención de ingresar a la comunidad Noüna de Campamento, al parecer, con el propósito de enviar un intimidatorio mensaje sobre su presencia en el municipio.

6. Igualmente ponemos en conocimiento, que varias de las mujeres de la Fuerza de Mujeres Wayuu, desde el pasado mes de octubre, han recibido amenazas a través de mensajes en los celulares, cuyos textos pretenden intimidar a las lideresas para evitar que sigan trabajando en el proceso de denuncia. Es preciso mencionar que una de las dirigentes Wayuu de esta alianza organizativa, tiene Medidas Cautelares de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos – CIDH de la Organización de Estados Americanos.

Por lo anterior
:

Manifestamos que todas estas situaciones antes que amilanarnos nos dan la fuerza y el coraje para continuar avanzando en el proceso organizativo a favor de las víctimas Wayúu que han sido asesinadas, desaparecidas, desplazadas, extorsionadas, amenazadas… como consecuencia de las acciones de todos los actores armados, tanto legales como ilegales. En ese sentido, reiteramos que seguiremos exigiendo el derecho a la verdad, a la justicia y a la reparación de todas las víctimas Wayúu.

Así mismo manifestamos nuestro enfático rechazo a las afirmaciones que en La Guajira vienen haciendo, entre otros, la fuerza pública, organismos de seguridad del Estado, autoridades civiles y sectores políticos, pretendiendo minimizar la vigencia de facciones armadas ilegales que acudiendo a nuevos repertorios de violencia, fundados principalmente en la “gestión del miedo”, han recogido el acumulado y experiencia ganado en las antiguas “AUC” el cual al ser utilizado está poniendo serio en riesgo a la población civil.

De la misma manera, demandamos:


1. A
la Defensoría del Pueblo y a la Procuraduría General de la Nación para que, desde sus funciones y competencias, intervengan proactivamente a que las instituciones públicas pertinentes tomen oportunamente las medidas adecuadas de protección y prevención que sean indispensables a fin de evitar las posibles violaciones masivas a los derechos humanos originadas en las acciones de estos grupos armados ilegales postdesmovilización de las “AUC”.

2. A
la Fiscalía General de la Nación para que, de manera inmediata, lleve a cabo una investigación exhaustiva sobre las circunstancias, móviles y autores del asesinato del joven Wayúu Miguel Ángel Ospina Boscán, así como sobre las amenazas proferidas por facciones armadas ilegales en contra de la comunidad Wayúu Noüna de Campamento.

3. De igual manera solicitamos a la Fiscalía General de la Nación realizar lo antes posible una reunión con el movimiento de víctimas Wayúu que tiene su sede en Maicao para que se informe detalladamente sobre el estado actual de las investigaciones por los casos de los Wayúu que han sido asesinado y desaparecidos en el contexto del conflicto armado, fundamentalmente los que se encuentran en referidos en <
http://www.victimaswayuu.blogspot.com/>.

4. Al Gobierno Nacional y a todas las instituciones competentes para que en el inmediato plazo posible, señalen con meridiana claridad la ruta de reparación colectiva que han pensado en relación con las comunidades del pueblo Wayúu afectadas gravemente por el paramilitarismo y el conflicto armado y realicen los procesos de consulta y concertación con las comunidades Wayúu concernidas para avanzar en esa dirección.

5. A la Comisión Interamericana de Derechos Humanos – CIDH, para que en el marco de las Medidas Cautelares, y prestando especial atención al contexto cultural del Pueblo Wayuu, se haga un pronunciamiento ante el estado Colombiano y el actual gobierno, para que de inmediato, se inicie un plan de protección integral para las comunidades más afectadas y las lideresas que se encuentran en mayor vulnerabilidad.


Wounmaikat, Maikou (Wajiira) a 14 de diciembre de 2008

“Porque los Únicos Gigantes Somos los Wayúu”

MinCultura promueve el primer Foro Nacional de Legislación Lingüística

El Informador
mensajes@el-informador.com

Los días 16 y 17 de diciembre se realizará en Bogotá el Primer Foro Nacional de Legislación Lingüística que tiene como objetivo analizar la pertinencia de desarrollar leyes y reglamentaciones que fortalezcan las 67 lenguas indígenas y criollas habladas en Colombia, además del español.

El encuentro, que se desarrollará en la Biblioteca Nacional de Colombia (Calle 24 No. 5-60), hace parte del Programa de Protección de la Diversidad Etnolingüística (Ppde) desarrollado por el Ministerio de Cultura a partir de 2008, con el fin de generar mecanismos para la protección y conservación de las lenguas practicadas en el país por comunidades indígenas y afro-descendientes.

Participarán dirigentes de las organizaciones indígenas Onic, Opiac, Cit, Cric, Oia, Orewa y Yanama del pueblo Wayúu, además de Congresistas de la República, juristas, etnolingüistas, antropólogos y expertos internacionales como Adriana Medina, del Instituto Nacional de Lenguas Indígenas de México, y Erramún Osa y Jon Aizpúrua, funcionarios de la Dirección de Política Lingüística de la Consejería del País Vasco, aliado del Ministerio de Colombia en el proyecto de protección de lenguas.

También estarán presentes y jugarán un papel fundamental los 22 líderes indígenas y afros responsables de coordinar la aplicación de las encuestas sociolingüísticas en los pueblos Wiwa, Ette Enaka, Palenquero, Tule, Wounan, Cofán, Tikuna, Cubeo, Tucano, Sicuani, Curripaco, Puinave y Sáliba, que integran el primer grupo de comunidades con las cuales se desarrolla el proceso planteado en el marco del Programa.

"Este Foro lo hemos planteado como un espacio para conversar e intercambiar ideas sobre la pertinencia y viabilidad de propiciar desarrollos legislativos para el fortalecimiento de la lenguas en Colombia.

Creemos que conocer lo que piensan algunos expertos y líderes colombianos y escuchar referentes internacionales como los del País Vasco y de México, nos arrojará importantes luces en nuestro propósito de crear mecanismos para preservar y difundir nuestras lenguas nativas", expresó el profesor Jon Landaburu, director del Programa de Protección a la Diversidad Etnolingüista del Ministerio de Cultura.

Datos importantes

*Además del español, en Colombia se hablan 65 lenguas indígenas americanas y 2 lenguas criollas (éstas últimas creadas y desarrolladas por comunidades de afro-descendientes en San Basilio de Palenque de Bolívar y en las Islas de San Andrés y Providencia).

*En términos numéricos, la población que habla lenguas aborígenes en Colombia es escasa, se calcula que no pasa de 800.000 personas.

*El Programa de protección de lenguas nativas desarrollado en Colombia a partir de 2008, por iniciativa del Ministerio de Cultura, en su primera etapa realizó el auto diagnóstico de 20 lenguas indígenas a través de un proceso participativo en el que los actores son las propias comunidades.

*Los 22 coordinadores locales responsables de aplicar la encuesta sociolingüística en los pueblos han sido capacitados durante 2008 en temas como elaboración y aplicación de encuestas, y fortalecimiento de las lenguas nativas.

En este proceso han contribuido funcionarios de la Dirección de Política Lingüística de la Consejería del País Vasco y del Ministerio de Cultura de Colombia.

Familias Wayuu viven en constante peligro

El Informador
mensajes@el-informador.com

Varias familias de la etnia wayuú residentes en la parte trasera de las instalaciones de Corelca en el municipio de Maicao, corren un inminente peligro debido que sus viviendas fueron construidas en la parte baja por donde pasan los tendidos eléctricos que alimentan subestación.

Los miembros de la etnia y sus menores están expuestos inicialmente a las radiaciones que se generan por la cantidad de voltios que esta transporta de Cuestecitas hasta el municipio de Maicao y ya es evidente la presencia de niños con un estado al parecer de desnutrición pero se cree que son las radiaciones que lo están afectando.

Es de anotar que el lugar escogido por los indígenas no es el más apto para vivir dignamente, en años anteriores el sitio era un basurero satélite y en época invernal se inunda y las charcas rodean las viviendas formando focos de contaminación y criaderos de mosquitos.

Son varias familias que instalaron sus viviendas en este lugar que no tiene servicio de gas, agua potable ni de aseo, mucho menos de letrinas convirtiéndose en un lugar de inminente peligro para estas familias que residen allí, ya que los desechos sólidos son lanzados en un sitio muy cercano a sus viviendas y las moscas vuelan por encima de sus alimentos diarios.

Consultados los miembros de la acción comunal del Barrio Divino Niño manifestaron que ya es el momento de implementar un plan de reubicación de estas familias y así de esta manera evitar malestares mayores para lo cual están convocando a las autoridades sanitarias y de planeación para que visiten el lugar y se realice un diagnostico y de manera rápida inicien las políticas sociales que la actual administración tiene para beneficiar a las familias más vulnerables que residen en este ente territorial.

Los comunales del Divino Niño han solicitado que estas pocas familias sean incluidas en los programas de viviendas de interés social y de esta manera evitar un dolor de cabeza mayor, Dios no lo quiera, anotaron.

viernes, 5 de diciembre de 2008

La Guajira estaría bajo la lupa de las Naciones Unidas

El Informador
mensajes@el-informador.com

Con el propósito de fortalecer a las organizaciones de víctimas de la violencia y las que trabajan con víctimas del conflicto armado colombiano, en La Guajira, cuatro municipios serán piloto en el programa de las Naciones Unidas.

Existe una primera fase, en la que están preseleccionados los cuatro municipios, pero esto no quiere decir que el proyecto no pueda ampliarse a otro municipio. En este momento se está en una etapa de exploración para comenzar el próximo año.

Los Municipios que serán intervenidos son: Riohacha, Dubulla, Barrancas y San Juan del Cesar. El esquema está a cargo de Jesús Vargas Archila, consultor de víctimas del organismo internacional.

Es un proyecto que se va a realizar en la mayoría de los Departamento del país, para la vigencia 2009 y uno de los entes territoriales escogidos es La Guajira; en donde se intervendrán cuatro municipios, puntualizó Vargas Archila.

Para el funcionario, la información que posee es alarmante; "solamente en materia de desplazados, el número es alarmante porque sólo en materia de desplazados existen 56 mil 610 personas, así lo reporta la Asociación de Juntas de Desplazados de La Guajira."

Entre los desplazados el delito que más se ha cometido en La Guajira, según Vargas Archila, es la violación sexual.

Los capturados por balacera en un barrio de esta capital: Venían contratados de La Guajira para asesinar a un Wayuú

Valledupar, 04 de diciembre, (www.elpaisvallenato.com) Comienza a aclararse el caso, de la balacera que se presentó el pasado martes en el barrio Santa Rosa, de Valledupar, donde resultaron heridos un adulto y dos menores.

El Comandante de Policía Cesar, Ramiro Orlando Tobo Peña, confirmó que los dos sujetos que fueron capturados por esa entidad, sindicados de tentativa de homicidio, fabricación, tráfico y porte ilegal de arma de fuego, son los mismos que protagonizaron la balacera, y que todo se trató al parecer de un ajuste de cuentas.

Francisco Javier Torres Feliciano, de 28 años de edad, y Cesar Enrique Blanco Soto, de 22 años, al ser aprehendidos, aceptaron que ellos fueron los responsables del tiroteo donde fue herido de tres disparos Juan Segundo Mejía Barros, de 26 años,

Indica el coronel Ramiro Tobo Peña, que el hecho tiene que ver con la matanza del pasado 8 de noviembre en una vivienda del municipio de Maicao, Guajira, donde murieron cinco integrantes de una familia Wuayuú, y otras cuatro resultaron heridas.

Para el Comandante de La Policía en el Cesar, las cosas están claras; el joven se vino huyendo luego de que le mataran varios familiares y él lograra sobrevivir a la matanza. Sin embargo dice el Coronel: "Tenemos información que son problemas con 'narcos'; en ese entonces 'se salvó' de morir en la matanza perpetrada a comienzos de noviembre. Desde allá lo seguían para darle muerte".

De igual forma el coronel Tobo, explicó que los dos aprehendidos se acogieron a sentencia anticipada, y reconocieron su responsabilidad en el hecho al aceptar que fueron contratados en La Guajira para asesinar al joven.

Los capturados tenían en su poder, una pistola, Prieto Beretta, calibre 9 mm, 1 proveedor con 6 cartuchos para la misma, y una motocicleta marca Auteco color negro, de placas NCT- 49B, que les fue inmovilizada.


La región Caribe, por encima de la Pacífica, la zona del país donde más crece el hambre

Foto: Archivo / EL TIEMPO

La Costa Caribe presenta también los más altos índices de anemia, de acuerdo con el estudio.

Al menos 151.000 niños padecen hoy desnutrición crónica. Los gobernadores de los siete departamentos y el de San Andrés emprenden campaña contra el hambre.

La Guajira tiene el más alto porcentaje de desnutrición crónica infantil (niños de 0 a 4 años), con 25 por ciento, lo que dobla la media nacional, que es de 12 por ciento.

Pero también su población adulta se ubica, después de San Andrés, en la segunda de más alto porcentaje con sobrepeso en la Costa Caribe, con 45 por ciento. Apenas un punto por debajo de la media nacional.

La secretaria de Planeación de La Guajira, Astrid Hernández, considera que la condición fronteriza de este departamento puede ser una de las causas del consumo de alimentos poco saludables.

"Hay mucho acceso, en la frontera con Venezuela, a las harinas. Los guajiros acostumbran a desayunar con arepa, yuca, bollo. La gente se siente llena cuando come montañas de arroz, así que no hay una buena alimentación", dijo la funcionaria.

La Guajira tiene también zonas rurales donde niños y adultos se mueren de hambre y de enfermedades como la tuberculosis.

El panorama es desolador. Hernández dice que la situación financiera de esta región costeña es grave y que su deterioro comenzó hace unos seis años. También lo atribuye al desplazamiento de familias que tuvieron que abandonar sus poblados por culpa de grupos violentos.

En este departamento, según el estudio de Viloria, 33 de cada 1.000 niños mueren de hambre. La media nacional es de 19 por cada 1.000, y la región Caribe presenta un alto índice, de 23 por cada 1.000.

Hasta el 2000, la que mayores porcentajes de desnutrición presentaba era la región Pacífica, pero desde el 2005 la zona norte es la que presenta índices más altos. En esta región, la correlación de pobreza y desnutrición es de 70 por ciento.

Por eso desde el martes y hasta ayer se reunieron en Cartagena representantes de los siete departamentos y San Andrés para buscar una estrategia conjunta para vencer el hambre.

Según Viloria, se calcula que en la Costa Caribe hay 151.000 niños entre 0 y 5 años con problemas de desnutrición crónica. "Para salvarlos se requieren entre 90.000 y 100.000 millones de pesos, lo que equivale a 1,5 por ciento de los ingresos totales de las entidades territoriales de la Costa. Y eso no es un monto exagerado", concluye.

Para la alcaldesa de Cartagena, Judith Pinedo, este rezago no es porque los costeños sean "flojos, sino por decisiones políticas que han producido desarrollo en otras regiones y no en el Caribe".

Cinco de los siete departamentos continentales del Caribe tienen una tasa de mortalidad infantil superior al promedio nacional.

23 se cada 1.000 niños de la Costa Caribe mueren por hambre, mientras que el promedio nacional es de 19 por cada mil niños.

25 es el porcentaje de la desnutrición crónica infantil en La Guajira, el departamento de la Costa Caribe con la cifra más alta.

Primeros pasos contra el hambre

Ocho gobernadores de la Costa Caribe (incluido San Andrés) y la Alcaldesa de Cartagena firmaron un compromiso para combatir el hambre y la pobreza en la región. Reconocieron que entre el 2000 y 2005 esa fue la única zona del país en la que creció la desnutrición crónica.

El Caribe también registra la más alta incidencia de anemia. El gobernador del Atlántico, Eduardo Verano De la Rosa, dijo que se gestionan ante el BID 2 millones de dólares para hacer un diagnóstico detallado sobre los sitios concretos en los que hay que intervenir para atacar el hambre.

Bárbara Pesce-Monteiro, directora del PNUD, propuso a los mandatarios regionales crear un Observatorio de Seguridad Alimentaria que haga seguimiento para garantizar mejoras en la situación nutricional de los departamentos de la Costa Caribe.

Obesidad en San Andrés

¡Quién lo creyera!, los isleños de San Andrés hacen parte de los colombianos más gorditos. El porcentaje de sobrepeso es de 59 por ciento, y supera en 13 puntos porcentuales la media nacional, que es de 46 por ciento.

"¡Para mí es una gran sorpresa!", confesó Joaquín Viloria, investigador del Banco de la República, quien presentó un estudio sobre la situación nutricional en la región Caribe en medio la Feria de Conocimiento, Compromiso Caribe contra el Hambre', que tuvo lugar esta semana en Cartagena.

Viloria explicó que el alto porcentaje de sobrepeso en San Andrés se da en la población adulta, que va desde 18 a 64 años.

El investigador maneja dos hipótesis sobre este problema de mala nutrición en la isla: Una, que la población nativa consume muchos alimentos enlatados, que se consideran comida chatarra. Y la otra, que a través de los años ha cambiado el hábito de la pesca, que le permitía consumir más alimentos del mar, por actividades que producen dinero fácil, como el narcotráfico y que, tal vez, por ello quitó el pescado de la dieta regular.

Tomado de: http://www.eltiempo.com/colombia/caribe/la-region-caribe-por-encima-de-la-pacifica-la-zona-del-pais-donde-mas-crece-el-hambre_4705637-1

lunes, 1 de diciembre de 2008

Rearme en La Guajira

Alias Pablo - Jefe paramilitar de La Guajira


Verdad Abierta
estuvo en La Guajira y pudo constatar procesos de rearme paramilitar en la media y alta Guajira, además de la fuerte presencia de hombres de "Don Mario"' en la región y el preocupante impacto del narcotráfico en esta zona del país.

Por: Ideas para la Paz para Verdadabierta

[Lunes, 01 de diciembre de 2008] Dos hechos ocurridos en noviembre de 2008 muestran lo que ocurre en La Guajira en orden público. Por un lado la masacre de seis personas en Maicao y por otro la reciente incautación de 2.5 toneladas de cocaína en la alta Guajira. Ambos con un hilo conductor, la fuerte presencia bandas armadas integradas por ex paramilitares e involucradas de lleno en el negocio del narcotráfico.

El sábado 8 de noviembre fueron asesinadas seis personas pertenecientes a la etnia Wayúu en Maicao. Ese día dos personas en una motocicleta dispararon a un grupo familiar en el barrio Santander y le causaron la muerte a Rafael Antonio Valdeblánquez Barros, Eider Manuel Barros, José David Mindiola Gámez, los hermanos Carlos y Arturo Iguarán Acuña, y María Mary Epiayú Ipuana, quien se encontraba en estado de embarazo.

Entre los muertos se encontraba Eider Manuel Barros, hijo de José María Barros Ipuana, alias "Chema Bala", conocido paramilitar miembro de los Wayúu y quien hacía parte del "Frente Contrainsurgencia Wayúu del Bloque Norte de las Autodefensas Unidas de Colombia, (AUC)", que lideraba alias "Jorge 40". Alias "Chema Bala" comandó junto a otros paramilitares la masacre de Bahía Portete (municipio de Uribia) en abril de 2004 en la cual fueron asesinadas 12 personas, desaparecidas más de 30 y originó el desplazamiento de más de 600 Wayúu.

Así mismo otro de los asesinados, Rafael Antonio Valdeblánquez, era hijo de Gervasio Valdeblánquez Ipuana conocido comerciante Wayúu que ha sido relacionado con los paramilitares y el narcotráfico en la región. En junio de 2007 circuló una foto suya en compañía de Vicente Castaño quien al parecer se escondía en La Guajira.

Alias "Chema Bala", quien convivió con una hermana de Gervasio Valdeblánquez, fue capturado en octubre de 2004 por la DIJIN y posteriormente se acogió a la Ley de Justicia y Paz, luego de las desmovilizaciones del "Bloque Norte" en marzo de 2006. Barros Ipuana fue pedido en extradición por los Estados Unidos el 22 de agosto de 2007, y esta fue autorizada por el gobierno colombiano el pasado 10 de octubre. Hoy espera en la cárcel de Cómbita su traslado a la Florida.

La incautación el pasado 19 de noviembre de 2.5 toneladas de clorhidrato de cocaína en la alta Guajira es el más reciente golpe de las autoridades a las redes de narcotráfico que operan en la zona. Estas redes que en un principio eran lideradas por el "Bloque Norte de las AUC" y luego vendidas a los alias "Los Mellizos", hoy están bajo el poder de alias "Don Mario" y de Arnulfo Sánchez González, alias "Pablo".

Este último cargamento, avaluado en 63 millones de dólares, fue incautado por la Policía Antinarcóticos en zona rural de Puerto Chimare dentro de un camión de estacas con placas del Estado de Zulia (Venezuela), y según las autoridades pertenecía a alias "Don Mario".

El operativo es el último de una serie que en lo que va de este año ha significado la incautación de 113 toneladas de cocaína en el país. En La Guajira en febrero de este año fue incautada una tonelada en Manaure, en agosto fueron dos toneladas más cerca de Puerto Bolívar y en septiembre 4.83 toneladas fueron halladas enterradas en un sector denominado Parajimarahu.

La llegada de los paramilitares a la Guajira acrecentó la importancia de esta zona para los narcotraficantes.

Los "paras" a La Guajira

Los paramilitares llegaron a La Guajira por el sur en el año 2002 a manera de ejército de ocupación, motivados por los narcotraficantes de la zona y algunas familias locales relacionadas con negocios ilícitos. Con su entrada alias "Jorge 40" y sus hombres asesinaron a dos hombres claves del negocio del contrabando y el narcotráfico, ambos de ascendente Wayúu, Mario Cotes el 10 de julio de 2002 y Luis Ángel González el 6 de marzo de 2003. Luego de otra serie de asesinatos selectivos el jefe del "Bloque Norte" coloca a alias "Felipe" como comandante de la zona y empiezan a apoderarse de territorios como Maicao, Manaure y Uribia.

Posteriormente se crea el "Frente Contrainsurgencia Wayúu" a partir de una alianza entre alias "Jorge 40" y la familia Ipuana, que se consolida tras la masacre de Bahía Portete. De esta alianza hacen parte alias "Chema Bala" y Arnulfo Sánchez González, alias "Pablo", quedando este último al mando luego de la captura del primero. Bajo esta estructura los paramilitares se apoderan del negocio del narcotráfico, el contrabando, la venta de combustible, la extorsión y desde luego la contratación pública en municipios como Uribia y Maicao. Así mismo fueron los responsables de muchas de las masacres, homicidios selectivos y desapariciones que las comunidades Wayúu tienen documentadas [Según un informe hay cerca de 113 víctimas fatales Wayúu en Maicao y 62 víctimas fatales Wayúu en el resto de municipios de La Guajira. Sobre el particular ver: <http://victimaswayuu.blogspot.com/>].

Sin embargo, tras la desmovilización del bloque Norte en el 2006, la propia Defensoría del Pueblo y la MAPP/OEA empezaron a alertar sobre la presencia de reductos de paramilitares que no se habían desmovilizado y que se autodenominaban "Comandos Águilas Negras". Al parecer alias "Pablo", junto a sus hermanos se encontraban detrás de estas estructuras.

Paramilitarismo y narcotráfico hoy

Entre las hipótesis que se manejan localmente sobre la reciente masacre en Maicao existe una que ha empezado a tomar fuerza y que define el vínculo actual entre los reductos paramilitares y el narcotráfico.

Entre la comunidad Wayúu las muertes serían un ajuste de cuentas entre familias de su etnia, algunas involucradas con las redes de narcotráfico, y otras que han decido desligarse y han planteado otros mecanismos de resistencia. Este escenario tiene como trasfondo las estrategias utilizadas por el paramilitarismo para colocar en función de sus intereses --el narcotráfico-- los conflictos históricos entre los diferentes clanes.

Lo que se dice en la región es que algunas personas entregaron información a las autoridades, lo que a su vez permitió la incautación de varios cargamentos de coca que las bandas emergentes pensaban sacar por la alta Guajira. Al parecer una de las personas que delató algunos de los embarques estuvo en el lugar donde se cometió la masacre, abandonando el lugar minutos antes del hecho. Esta persona es conocida en la región como alias "Wakuko" y actualmente se desconoce su paradero. Para muchos, la presencia del hijo de alias "Chema Bala" y de Valdeblánquez en el lugar no es fortuita.

La masacre es atribuida a hombres de alias "Pablo" quien siempre ha considerado a Maicao como una zona estratégica y de retaguardia, y al parecer es el responsable de coordinar la seguridad para estos envíos de coca. En este municipio mantiene dos emisarios quienes con unos 30 hombres controlan la extorsión en el triángulo conformado por Maicao, Majayura y Carraipía.

Así mismo transita entre Maicao y Uribia, ubicándose en estribaciones del cerro de La Teta (Uribia), lugar donde también tiene su sede un destacamento del ejército.

Por otro lado y con relación al papel de alias "Don Mario" en la zona hay también varias versiones. Lo cierto es que su presencia o la de los "venidos de Urabá", como los llaman los Wayúu, es evidente. En Maicao a inicios de este mes se supo del cobro de una doble extorsión al comercio por grupos distintos, uno a nombre de alias "Julio" y otro a nombre de alias "Mauricio". Sin embargo, fuentes de inteligencia creen que al igual que pasó con alias "Los Mellizos", alias "'Pablo" y su gente mantienen una estrategia de no confrontación y alianza para el envío de coca, ahora con "Don Mario".

En La Guajira algunas comunidades del pueblo Wayúu están resistiendo a la presión de estos grupos ilegales. Algunas personas de la comunidad, consultadas por Verdadabierta, temen que ante la falta de presencia de la fuerza pública en la zona, sean los mismos Wayúu los que se tomen la justicia por su cuenta, cómo ha pasado en casos de venganzas entre familias de esa etnia.

En La Guajira la desmovilización paramilitar no parece ser referenciada como tal por sus habitantes y los poderes políticos locales involucrados con estos grupos aún mantienen vigencia. Así mismo, la aparente omnipresencia de alias "Don Mario" en distintas zonas del país solo parece explicarse, como en este caso, por las varias estructuras de las antiguas "AUC" que nunca se desmovilizaron y que hoy en día defienden con las viejas prácticas paramilitares su participación dentro del negocio del narcotráfico.

Tomado de: http://www.verdadabierta.com/web3/conflicto-hoy/rearmados/572-paramilitares-y-narcotrafico-en-la-guajira

Primer Encuentro Binacional de Palabreros


Paramilitares "se consolidan", asegura la Corporación Nuevo Arco Iris

Por: CARACOL



[26 de noviembre de 2008] - El informe de la Corporación Nuevo Arco Iris, revela que la filtración de la parapolítica en las instituciones es vigente, creciente y se consolida.



Claudia López una de las analistas de este estudio, asegura que el caudal electoral de la parapolítica, no ha disminuido y que por el contrario se fortalece especialmente filtrándose en la política.



"Hoy en día los parapolíticos representan el 25 por ciento de la votación de senado, desafortunadamente la evidencia nos indica que el narcotráfico y el crimen organizado ha sido capaz de incrementar geométricamente, del uno al ocho por ciento de la votación, y del 8 al 25, la capacidad de infiltración de las instituciones públicas en Colombia", dijo López.



"Sabemos de su capacidad es incremental, sabemos que tiene grado de éxito, sabemos que sigue enquistado en el poder y sabemos que sigue teniendo por lo menos 10 mil hombres en armas, son una amenaza letal a la democracia en Colombia todavía", dijo López.



El documento dice que en la actualidad 34 de los de 102 senadores, están siendo investigados por vínculos con el narcoparamilitarismo, al igual que 25 de 168 representantes a la Cámara, lo cual señala que el narcoparamilitarismo superó con creces la infiltración que en otras épocas hizo el narcotráfico.



En Colombia hay por lo menos 100 grupos de bandas emergentes



El informe de la Corporación Nuevo Arco Iris también revela que actualmente las bandas emergentes hacen presencia con 10 mil 200 hombres armados en 243 municipios del país y que tienen más de 21 denominaciones diferentes.



"Son núcleos armados, que intimidan y están haciendo daño. Por esto se han convertido en poderes de facto, al igual que sus antecesores de las autodefensas. Así, mantienen influencia en vías, cruces de carreteras, corredores entre regiones y vigilan flujos de mercancías e ilegales, para solicitar las actividades relativas al narcotráfico", dice el informe.



El informe destaca el caso de las llamadas Águilas Negras, nombre bajo el cual se han registrado acciones en 57 municipios sobre todo en el norte del país, Santanderes y sur del Cesar.



De otra parte, en un capítulo especial destaca que la estrategia del presidente Álvaro Uribe, ha sido proteger a los parapolíticos y deslegitimar a la justicia. "Sistemáticamente ha guardado silencio o minimizado sus declaraciones frente a las evidencias de complicidad entre paramilitares, miembros de la fuerza pública y políticos, no sólo en asuntos electorales sino en crímenes de lesa humanidad, como masacres homicidios y desplazamientos masivos, o en le robo de tierras y de la cosa pública, en desmedro de los colombianos más pobres y de la democracia de todos", dice el documento.



El análisis sobre el paramilitarismo finaliza diciendo que el paramilitarismo se toma como un caso político y de derechos humanos a nivel internacional que puede llegar a convertirse en un caos de la Justicia Penal Internacional.



En el mismo informe se hace una lectura de la situación de las FARC-EP, de la que señala tiene una lectura desde tres perspectivas.



"La primera es el resquebrajamiento del mito sobre la invulnerabilidad de los integrantes del secretariado y de su estructura, la segunda, el cambio de estrategia militar de los actores en conflicto, y la tercera es la visualización de alianzas tácticas de las FARC con bandas ilegales y privadas de coerción", dice el documento.



León Valencia director de la Corporación asegura que las FARC-EP han recibido golpes fuertes este año, sin embargo se han reacomodado.



"El gobierno esperaba que hubiera una desbandada total de las FARC-EP y un escenario tipo Perú, esto no ha ocurrido, las FARC-EP se han reacomodado, se han transformado, para seguir en la guerra", dice León Valencia.



"Están en la periferia y fueron desalojados de los centros de producción fundamentales, les han cortado los suministros bélicos y financieros, pero se transformaron en una guerrilla muy móvil, en una guerrilla que está haciendo sus propias armas, Cano ha logrado consolidar su mando, tiene un plan propio", agregó Valencia.



En el caso del ELN, Valencia dijo que es una guerrilla que en este momento elude el combate, y evita la ofensiva, para resurgir sorpresivamente. "Tiene una característica y es que tiene el mando intacto, de manera que a cualquier momento puede resurgir, y ha empezado a juntarse con el narcotráfico", puntualizó.



Tomado de: http://www.caracol.com.co/nota.aspx?id=718972

viernes, 28 de noviembre de 2008

Declaración por Wounmainkat

DECLARACIÓN POR WOUNMAINKAT


Por: Sütsuin Jiyeyu Wayúu - Fuerza de Mujeres Wayúu

fuerzamujereswayuu@gmail.com

“La verdad dicha desde las voces de las protagonistas, abre la mente de quienes escuchan las historias, que solo nosotras, las mujeres indígenas podemos expresar desde nuestro sentir y nuestra lucha. Es la hora de decir la verdad, hablar de la reparación, revisar los acuerdos previos para que se tenga en cuenta el consentimiento de nuestro Pueblo. Es la hora de que el culpable pida perdón para que se garantice la no repetición de tanta barbarie. Hoy, queremos hacerle un homenaje a Wounmainkat y avanzar en contra de toda violencia contra Nuestra Tierra”.

[Evelin Acosta Gutiérrez – Wayúu del Clan Ipuana]

Introducción

Por iniciativa de la Alianza Sütsuin Jiyeyu Wayúu - Fuerza de Mujeres Wayúu (SJW/FMW) se celebró entre el 20 y el 25 de noviembre de 2008 la “Caravana por Wounmainkat” la cual culminó en un “Foro en Homenaje a Wounmainkat”. La Caravana, en la que participaron cerca de cien personas, se desplazó por distintas comunidades y resguardos Wayúu de Barrancas, Dibulla, Riohacha, Uribia y Maicao, en tanto que el Foro, que congregó aproximadamente a cuatrocientas personas, se llevó a cabo en la sede de la Casa de las Mujeres Wayúu ubicada en Cuatro Vías (Maicao).

Teniendo en cuenta que el territorio Wayúu, es decir, Wounmainkat (Nuestra Tierra), es en un ser femenino y sagrado, fecundado por Juyá (La Lluvia), que actualmente está siendo afectado por la militarización, el conflicto armado y los megaproyectos, se decidió que en el marco del “Día internacional contra todas las formas de violencia contra la mujer” debería asumirse a Wounmainkat como una gran mujer Wayúu para de esta manera posibilitar una reflexión sobre las múltiples violencias que soportan tanto las mujeres Wayúu como Wounmainkat.

La Caravana y el Foro permitieron comprender de mejor manera las estrechas relaciones, en doble vía, existentes entre las mujeres Wayúu y Wounmainkat, de suerte que cualquier afectación que se haga sobre las mujeres Wayúu influye también en Wounmainkat y viceversa, los impactos contra Wounmainkat redundan especialmente en las mujeres Wayúu.

Las actividades relacionadas con la celebración del “Día internacional contra todas las formas de violencia contra la mujer” se inscribieron como parte de las movilizaciones generadas alrededor de la “Minga de Resistencia Indígena y Social”, de ahí que se haya contado con el acompañamiento de mujeres del pueblo Nasa quienes compartieron con las mujeres Wayúu experiencias de lucha y resistencia.

La presente Declaración por Wounmainkat pretende recoger los principales planteamientos abordados tanto en la Caravana como en el Foro.

Algunos planteamientos y demandas

1. Suscribir y hacer nuestras en su totalidad todas y cada una de las demandas y reivindicaciones que los pueblos indígenas y otros sectores sociales vienen haciendo en el marco de esa gesta heroica en que se ha convertido la “Minga de Resistencia Indígena y Social”.

2. Desplegar todas nuestras capacidades organizativas para procurar articular nuestras luchas y resistencias a las jornadas de movilización social adelantadas por otros pueblos indígenas y sectores sociales en otros lugares del país y, en ese contexto, propiciar frecuentes intercambios con los pueblos indígenas del Cauca de manera que sus autoridades, dirigentes, líderes y miembros de la Guardia Indígena puedan venir al territorio del pueblo Wayúu a compartir, en una especie de “Yanama del Pensamiento” la trayectoria vital de sus experiencias de organización y movilización.

3. Reivindicamos el derecho inalienable que tenemos las comunidades del pueblo Wayúu a disentir abiertamente del consenso construido por las transnacionales en La Guajira, particularmente de El Cerrejón, en torno a los pretendidos beneficios que reporta para el pueblo Wayúu la presencia de los megaproyectos en la región, así como de las supuestas bondades de sus respectivas políticas de responsabilidad social para con nuestro pueblo. En ese contexto manifestamos nuestra abierta molestia e inconformidad con El Cerrejón porque cada vez que desde algunas organizaciones del pueblo Wayúu se cuestiona el modelo de desarrollo inherente a los megaproyectos, despliega una sofisticada estrategia encaminada a estigmatizar, descalificar, ejercer presión y hasta cooptar a los líderes y lideresas Wayúu de esas organizaciones.

4. En razón a que la legislación que actualmente existe --entre otras la Ley 975 del 25 de julio de 2005 o “Ley de Justicia y Paz”, el Decreto 1290 del 22 de abril de 2008 o “Programa de Reparación Individual por Vía Administrativa” e incluso la Ley 387 del 18 de julio de 1997 de “Atención a la Población Desplazada”-- ha evidenciado ser insuficiente para garantizar los derechos de las víctimas a la verdad, a la justicia y a la reparación al igual que tampoco ha demostrado ser un instrumento eficaz contra la impunidad y dado que con los jefes paramilitares de las “AUC” también se extraditó hacia Usamérica la verdad, nos comprometemos a consolidar los vínculos con el Movimiento Nacional de Víctimas de Crímenes de Estado (MOVICE), en la perspectiva de construir un amplio consenso que haga posible que la Corte Penal Internacional (CPI) tenga jurisdicción para juzgar a los paramilitares comprometidos en crímenes de guerra y delitos de lesa humanidad cometidos contra las comunidades del pueblo Wayúu.

5. Hacemos un llamado de solidaridad a las diferentes organizaciones y plataformas de mujeres lo mismo que a las organizaciones de derechos humanos y a las organizaciones no gubernamentales que tienen en su agenda temáticas de género para que acompañen la iniciativa proyectada por la Alianza Sütsuin Jiyeyu Wayúu - Fuerza de Mujeres Wayúu (SJW/FMW) para realizar en el inmediato plazo posible un estudio que permita determinar y analizar con rigurosidad los impactos diferenciales que el conflicto armado ha comportado para las mujeres del pueblo Wayúu, en cuanto que las especificidades de su victimización, pese a los esfuerzos que se han hecho, no han sido lo suficientemente conocidos y valorados.

6. Se le exige al Gobierno Nacional que lo antes posible defina una ruta y un cronograma precisos que conlleve a la dotación de tierras y a la reubicación de aquellas comunidades del pueblo Wayúu que han sufrido la tragedia del desplazamiento forzado, especialmente se llama la atención sobre la necesidad de solucionar la problemática de la comunidad Wayúu de Wepiapaa en Dibulla que acaba de completar tres (3) años de haber sido desplazada del Alto San Jorge en la Sierra Nevada de Santa Marta y que ha visto como en estos años han muerto varios de sus niños y niñas a causa de enfermedades asociadas con la desnutrición severa.

7. Tal y como se ha venido proponiendo desde hace tres (3) años, se reitera la solicitud que se le ha venido haciendo tanto al Gobierno Nacional como a la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) para que se aboque con la seriedad que amerita el tema la realización de un estudio que de cuenta de los impactos y expresiones particulares que ha tenido el desplazamiento forzado de comunidades y familias del pueblo Wayúu, se determine con precisión su ubicación e identificación y se realice un análisis acerca de la situación actual en que se encuentran.

8. Se le solicita a la Fiscalía General de la Nación que informe con detalle y de manera oportuna sobre el estado actual en que se encuentran las investigaciones adelantadas por los asesinatos y desapariciones forzadas de gente Wayúu, principalmente de aquellos que están relacionados en una lista de ciento setenta y cinco (175) casos que con la finalidad de visibilización se ha subido a la blogósfera en la dirección siguiente: http://victimaswayuu.blogspot.com/

9. Se hace un llamado fraternal a las organizaciones de los pueblos Wayúu, Wiwa, Kággaba e Ika, a las organizaciones de las comunidades afrodescendientes, a los sindicatos de las industrias extractivas y de docentes, a las organizaciones de población desplazada, a las organizaciones de víctimas, a las juntas de acción comunal, a las organizaciones campesinas, a los estudiantes universitarios, a la intelectualidad progresista, a los partidos políticos alternativos, y en fin, a los movimientos sociales y a las organizaciones no gubernamentales de La Guajira para que conformemos una plataforma social desde la cual se puedan propiciar escenarios diversos de reflexión y discusión acerca del “modelo de desarrollo” basado en megaproyectos que se ha impuesto en el departamento y se evalúe el papel de las transnacionales que aquí tienen presencia. En ese contexto se precisa abrir un amplio debate, entre otros, sobre los siguientes megaproyectos: El Cerrejón, Parque Eólico Jepirrachi, Represa El Cercado y Distrito de Riego del Ranchería, Puerto Multipropósito Brisa, S.A., Gasoducto Transcaribeño “Antonio Ricaurte”, Explotación de Gas Asociación Guajira Área A, Bloques de Exploración Hidrocarburífera de la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH)… etc.

10. Se reitera la necesidad de consolidar las alianzas estratégicas que se han venido construyendo con diferentes organizaciones sociales y organizaciones no gubernamentales, tanto nacionales como internacionales, las cuales bajo diversas modalidades y siempre de manera respetuosa y generosa han venido acompañando el trabajo organizativo adelantado por la Alianza Sütsuin Jiyeyu Wayúu - Fuerza de Mujeres Wayúu (SJW/FMW). En ese sentido se hace un llamado fraternal a estas organizaciones para que continuemos trabajando conjuntamente a la manera de un gran Yanama intercultural.

11. Las comunidades Wayúu en reconstrucción, fundamentalmente aquellas localizadas en Maicao, y que se encuentran empeñadas en superar los efectos perversos causados por el paramilitarismo y la violencia política, expresan su total disposición para abordar la reflexión que les permita construir propuestas de reparación colectiva e integral, las cuales esperan ser presentadas en su momento al Gobierno Nacional para que sean adecuadamente incorporadas en un eventual Programa Nacional de Reparaciones Colectivas. En ese orden de ideas, la Alianza Sütsuin Jiyeyu Wayúu - Fuerza de Mujeres Wayúu (SJW/FMW) se compromete a coadyuvar al desarrollo de estas iniciativas.

12. Se debe conminar a El Cerrejón para que de manera estructural y oportuna inicie las acciones que se requieran a fin de solucionar los graves problemas de contaminación ambiental a la que se encuentran sometidos varios resguardos, comunidades, rancherías y asentamientos del pueblo Wayúu, principalmente aquellos que se localizan cerca del frente de explotación minera, puesto que se han venido desencadenado problemas de salud sobre todo en la población infantil. En todo caso las comunidades Wayúu afectadas por las operaciones de El Cerrejón deben ser adecuadamente resarcidas e indemnizadas. Los Gobiernos Nacional y Departamental no pueden seguir soslayando la responsabilidad que les asiste para garantizar un medio ambiente sano para las comunidades del pueblo Wayúu que viven en el área de influencia de la mina, el puerto y la línea férrea. De otro lado, no está demás mencionar que se indagará y dará a conocer las circunstancias en las que hace algunos meses, al parecer, murieron dos niños Wayúu a causa de explosiones generadas por las operaciones mineras. Estos hechos definitivamente no pueden seguir siendo tratados como un asunto doméstico de la empresa minera y en caso de haber ocurrido deben ser conocidos por las entidades competentes.

13. El Gobierno Nacional debe tomar todas las medidas de protección y prevención, en concertación con las comunidades, rancherías, resguardos y organizaciones concernidas del pueblo Wayúu, encaminadas a prevenir las violaciones a los derechos humanos y las infracciones al Derecho Internacional Humanitario que como consecuencia del conflicto armado afecten o puedan afectar al pueblo Wayúu.

14. En el marco del “Día internacional de la Eliminación de todas las formas de violencia contra la Mujer” lanzamos oficialmente la Campaña por la Eliminación de todas las Formas de Violencia contra Wounmainkat, cuyo objetivo fundamental es la realización de actividades de sensibilización al interior de comunidades del pueblo Wayúu, por lo cual informamos que la próxima Caravana de Sensibilización por Wounmainkat, se realizará en El Socuy, municipio de Páez, Estado Zulia (Venezuela).

Cuatro Vías, Maikou (Wajiira),

25 de noviembre de 2008,

“Día internacional contra todas las formas de violencia contra la mujer”.



 
Design by Free WordPress Themes | Bloggerized by Lasantha - Premium Blogger Themes | Justin Bieber, Gold Price in India